2 julio, 2020

“Estamos cerca de lograr la gratuidad en la matrícula de la UPC”: gobernador del Cesar

El gobernador del Cesar, Luis Alberto Monsalvo, en conversaciones con el diario EL PILÓN señaló que gracias a un aporte adicional del Ministerio de Educación falta poco para lograr la gratuidad en las matrículas de los estudiantes Sisbén 1 y 2 de la Universidad Popular del Cesar para el segundo semestre del 2020. Además, habló del proceso judicial en su contra por el caso de las invasiones, las proyecciones de su mandato y el desafío de superar la covid-19.

Luis Alberto Monsalvo, gobernador del Cesar. 

FOTO/JOAQUÍN RAMÍREZ.

El gobernador del Cesar, Luis Alberto Monsalvo, en conversaciones con el diario EL PILÓN señaló  que gracias a un aporte adicional del Ministerio de Educación falta poco  para lograr la gratuidad en las matrículas de los estudiantes Sisbén 1 y 2 de la Universidad Popular del Cesar para el segundo semestre del 2020.

Además, habló del proceso judicial en su contra por el caso de las invasiones, las proyecciones de su mandato y el desafío de superar la covid-19.

Sin duda uno de los retos más importantes en estos momentos es trabajar para lograr la matrícula cero en la Universidad Popular del Cesar. ¿Cómo avanza ese proceso?

Lo que necesitamos es la intervención de todos para que le demos viabilidad a esta iniciativa. Una propuesta donde todos ponemos es la única forma de lograr una matrícula cero, por eso hemos estado adelantando contactos con el Ministerio de Educación, para que nos ayude; también estamos esperando que la Universidad Popular del Cesar se vincule en esta iniciativa. En caso del Magdalena, la universidad se vinculó con un descuento del 40 % en la matrícula. La noticia positiva es que tengo fe que vamos a lograr la matrícula cero.  Nos hemos reunido con la ministra de Educación. Lo que nos están faltando son cerca de $3.000 millones de pesos.

Como máxima autoridad del departamento se le ha visto como el máximo responsable para alcanzar la matrícula cero en la UPC…

Yo creo que eso responde a la fe y la confianza que tienen las personas en nosotros. Eso es positivo. Por eso estamos acá buscando soluciones a ese tema. Nosotros somos de las entidades territoriales que más aporta para la gratuidad en la educación superior. Tenemos que reconocer el esfuerzo que hace el gobierno departamental con cerca de $8.600 millones anuales. Difícilmente otras entidades territoriales lo hacen.  Los recursos disponibles para inversión este año en el departamento pueden estar cerca de  $29.000 millones del OCAD departamental. El músculo financiero de este bienio es bastante complejo.

Lee también: ¿Cómo alcanzar la matrícula cero para los estudiantes de las universidades del Cesar?

Pero desde muchos sectores se hacen las fórmulas y lo que se pide es que el gobierno departamental aporte más…

En esto hay algo claro y es que ninguna entidad territorial aporta tantos recursos como nosotros. A través de los aportes de la estampilla prouniversitaria ponemos recursos adicionales. Por ese rubro recibe la universidad cerca de $5.000 millones al año. A través de una disposición de ordenanza, nosotros ordenamos que se le cobre a los contratistas este recurso que termina siendo un valor que reconoce la Gobernación. Hay algo claro y es que el contratista no termina respondiendo por la sobretasa, sino que es un mayor valor que se le cobra a todos los contratos, sino los contratistas quebrarían.  

Pero se ha señalado que esos recursos de estampilla no son aportes de la Gobernación…

Eso es lo que se ha dicho pero sí son recursos de la Gobernación. Aunque la verdadera discusión no es esa: lo que necesitamos es encontrar una fuente de financiación que ayude a apalancar esta situación. La estampilla es uno de los temas que se podrían revisar. Esperemos tener una buena noticia luego de la reunión con la ministra de Educación.

Reconozco la labor que viene desarrollando el Ministerio de Educación. Ayer (martes) nos dieron una buena noticia y es que habrá $3.500 millones adicionales,  con lo que el aporte del Gobierno nacional  llegaría a más de $6.000 millones; nosotros tenemos $2.250 millones del fondo de Fedescesar. Con eso quedaríamos muy cerca de la cifra necesaria para poder cubrir las matrículas de los jóvenes de Sisbén 1 y 2.  

¿El faltante podría cubrirse con la estampilla o más recursos?

La estampilla podríamos dejarla sin tocar o tomar de la estampilla solo unos $500 millones y faltaría muy poco.

Usted ha insistido en un llamado a la Alcaldía de Valledupar para que aporte más…

Realmente $300 millones son muy poco. Entiendo que la disposición del alcalde es aplazar obras civiles y atender la pandemia. ¿Qué más que atender la pandemia garantizando que los jóvenes puedan estudiar? Esa cifra, sin duda, puede mejorar. Estamos pidiendo un mayor aporte, que llegue cerca de los $1.000 millones y que la Universidad haga un descuento de cerca del 20 %. De esa forma lograríamos la gratuidad. Estamos muy cerca de dicha gratuidad.

El aporte adicional del Ministerio permite replantear el esquema. Ya son casi $6.000 millones, casi la mitad de los recursos, más los $2.000 de Fedescesar quedarían faltando casi $3.000 millones.

Siguiendo en el tema de la pandemia, pero esta vez en el recaudo de impuestos. Al parecer todas las administraciones públicas están en crisis…

Esto nos ha afectado. Los meses más fuertes fueron abril y mayo. En últimas nosotros vamos a salir bien librados frente a los temas económicos. Nos afectará pero no pondrá en riesgo la materialización del Plan de Desarrollo. El Plan de Desarrollo lo vamos a defender a capa y espada. No vamos a permitir que la pandemia nos atropelle.

No dejes de leer: La propuesta del gobernador para alcanzar matrícula cero en la UPC

¿Hay alguna posibilidad de reformar el Plan de Desarrollo? Teniendo en cuenta la pandemia…

Ninguna opción. El Plan de Desarrollo lo vamos a defender a capa y espada.

¿Continúa su propósito de concretar proyectos, por ejemplo, el Centro de la Cultura Vallenata?

Con el favor de Dios, esperamos que así sea.

¿Se construirán nuevas universidades públicas en el Cesar?

 Así como lo hicimos en el primer gobierno que le dimos paso a la primera sede Caribe de la Universidad Nacional, sabemos que  los jóvenes del centro del Cesar no tienen oferta educativa de la Universidad Popular del Cesar. Vamos a apostar por un centro educativo en el centro del departamento y vamos a mejorar las condiciones de la sede de Aguachica. Esperamos intervenir también la sede Sabana. Y por supuesto darle la mano a la sede Caribe que le faltan escenarios deportivos, el aula magna… Tenemos que apostar por ese proyecto porque debemos mejorar el número de aulas para crecer en número de estudiantes.

¿Se construirán nuevos hospitales en el departamento?

La meta es construir cuatro nuevos hospitales.

Hablemos de su situación jurídica actual. Fue noticia por la petición de la Fiscalía en el caso de las invasiones durante las elecciones del 2011…

Lo sucedido giró alrededor de la palabra empeñada de un político. Las comunidades de las invasiones estaban esperando la solución de unos programas que reivindicaran su situación. Muchos de ellos están amparados vía tutela porque son víctimas.

En ese entonces (durante la campaña), ellos se idearon que querían tener impreso en ‘piedra de mármol’ el compromiso para guardarlo por la eternidad. Lo que nos tiene en este problema es un parrafito pequeño, letra pequeña, donde dice que yo me comprometo a resolver los problemas de vivienda social.

Cuando yo estaba de candidato me pidieron mi propuesta por escrito. Cuando me dicen que yo tenía que firmar eso, inmediatamente me opuse porque cuando se pide una firma se piensa dos veces. Pero cuando me dijeron que era una firma para dejar por sentado mi propuesta, lo hice. Es un tema programático. Es como llegar yo a Aguachica y decir que voy a construir un hospital. Es un compromiso. ¿Dónde lo firmo?  Malo sería no haberlo firmado porque entonces se diría que soy un ‘falsete’.  Si no se firma entonces no se sostiene la palabra.

¿Cómo pretenden decir que yo con ese documento me hice elegir, si yo lo firmé una semana antes de mi elección? Nadie puede decir que yo utilicé ese documento como mi caballo de batalla para elegirme de gobernador. Se ve en el vídeo que ellos me dicen que firme el documento, entonces ahora dicen que termino yo cometiendo un delito contra ellos.

Si yo voy a El Copey y me comprometo a construir la vía Chimila y me dicen que firme yo lo firmo. Eso no es una dádiva, es una propuesta político-programática. Y no fui yo quien se comprometió a dejarlos quietos y pasivamente en el lote; fue el amparo judicial que los defiende por ser víctimas y desplazados.

Hay una oposición que ha cuestionado su accionar, por ejemplo, en temas de la salud y la entrega de mercados…

Este es un tema que vemos con preocupación: aprovechar la pandemia para hacer ataques políticos no es realmente lo que suma. Es un momento difícil. Nos atacan por el plan de ayudas humanitarias que desarrollamos, fue tremendo esfuerzo departamental que hicimos para hacer una redistribución de recursos de destinación específica y cambiar el uso y poder invertir en las ayudas humanitarias. Pagamos los platos rotos en un tema que desarrollamos con total transparencia.

Fueron más de 40 proveedores de alimentos que tuvimos en todo el departamento. ¿Qué más transparente que dar la posibilidad que mucha gente participe?  Además, tener un solo proveedor era complicado por tema de logística.

Pero si algo cuestionaron los entes de control fue esa división de  los contratos, y usted al contrario, se defiende con esa actuación…

Lo que se trata de comprobar en un caso como este es que hubo una coima de por medio, y en un tema tan abierto es imposible insinuar que hubo una coima. Terminamos pagando los platos rotos en este tema. Trabajamos de forma incansable y terminaron diciendo que nos estábamos robando los subsidios de la pandemia. Es difícil porque se juega con el buen nombre del gobierno. Es parte de lo que se sufre cuando se llega a estos cargos. Sí fue un tema injusto.  

En temas diplomáticos: ¿cómo avanza la relación con el alcalde de Valledupar?

Lo que deseo para el Mello Castro es que le vaya bien. No cabe en mi corazón nada diferente a que le vaya muy bien en la administración y tengo fe que hará un gran trabajo. De mi parte, acompañar las iniciativas de cada uno de los alcaldes para que se materialicen los proyectos municipales. Nosotros no nos vamos a dejar atropellar de la covid-19. Estamos enfrentando la pandemia pero estamos adelantando consultorías de diferentes proyectos. Tenemos que aprender a convivir con esta pandemia. No podemos permitir que los gobiernos se frenen.

Te puede interesar: Posesionan nuevo secretario de Hacienda y asesor TIC de la gobernación del Cesar

¿Habrá matrimonio institucional con el alcalde de Valledupar?

Yo reitero, nosotros tenemos la intención de hacer lo mejor por Valledupar. Nuestra intención es que al alcalde le vaya bien y en eso nos vamos a esmerar, para que se alcancen las metas. Cada quien tiene que demostrar sus capacidades y en eso yo creo que la ciudad está muy bien representada en el alcalde y el gobernador.

El 15 de julio parece que termina el aislamiento obligatorio y quedaría la responsabilidad bajo las entidades territoriales. ¿Cuál es el desafío?

Tenemos que encontrar un punto intermedio entre las implicaciones sanitarias y económicas. Hay que saber conducirse por esa frontera porque los extremos son malos. La pobreza es tan agresiva y cruel como la pandemia y ya hemos perdido casi 26.000 empleos desde que inició la pandemia en Valledupar. Por eso hace unos días alcé la voz durante el toque de queda porque me parecía trágico para los que viven del día a día. Es un tema complejo y delicado.  

Lo que propongo es que debemos mantener la economía abierta cumpliendo los protocolos, hay es que atacar los focos de posible contagio. No podemos cerrar la ciudad completa porque sacrificamos a todos.

¿Cuál es la visión para el 2021?

Esperamos sea un año de prosperidad, que podamos materializar el sueño de un lugar donde podamos vivir mejor. Que podamos sacar adelante proyectos con sentido de pertenencia, obras de calidad. Que sea un año de buenos resultados y donde la rueda de la ejecución de iniciativas se empiece a mover más rápido, porque este es un año de planificación, fuimos la primera entidad territorial en sacar adelante el Plan de Desarrollo. Ganamos unos meses en eso.

Por: Deivis Caro / EL PILÓN