19 marzo, 2020

Cerrejón presentó nueva propuesta para que trabajadores no vayan a huelga

De no llegar a un acuerdo en los próximos días, los trabajadores iniciarían una huelga, donde los contratos laborales quedarían suspendidos. Sin duda, sería un duro golpe para la producción de la carbonera ubicada en La Guajira.

Comisión negociadora de los sindicatos. 

FOTO/CORTESÍA.

Los sindicatos de la empresa Carbones del Cerrejón Limited decidieron ir a huelga. En el caso de Sintracarbón, el más grande los sindicatos, la decisión fue tomada en un proceso electoral en el que participaron 3.631 votantes, de los cuales 3.586 votaron a favor de la huelga (el 98,7 %).

Lee también: Trabajadores de Cerrejón votaron para ir a huelga

Con esta decisión, el sindicato dispone de 10 días hábiles para la denominada hora cero, esto es, hora de inicio de la huelga. Ese plazo se cumple el día 26 de marzo, mientras, tanto empresa como sindicato pueden seguir negociando.

En ese sentido, la multinacional presentó una nueva propuesta. “Cerrejón confía en que la última oferta que ha presentado a sus sindicatos permita alcanzar un acuerdo que contribuya a la competitividad de la Compañía y a seguir brindando un mejor futuro para los trabajadores, sus familias y La Guajira”, dice la empresa a través de un comunicado.

Agregó que en salud más de 21.300 trabajadores, sus cónyuges e hijos, tienen hoy un plan de medicina prepagada, subsidiado en un 75 % por Cerrejón, y que les permite incluir a sus familiares de hasta tercer grado de consanguinidad y afinidad a unas tarifas preferenciales.

Lee también: Cerrejón confirmó el despido del 25 % de su «equipo directivo»

La Compañía aporta más de $ 34.000 millones anuales para la financiación de este plan, que forma parte de los beneficios que disfrutan los trabajadores”, comenta.

A lo anterior, se lee en el comunicado, se suman los auxilios educativos universitarios, préstamos de vivienda, bonos, alimentación en el trabajo, transporte gratuito, entre otros, a los que tienen acceso los trabajadores de Cerrejón y sus familias.

Sin embargo, la nueva propuesta no convenció a los sindicatos y anunciaron que esta no alcanza aún las expectativas para firmar una convención colectiva. Igor Díaz López, presidente y negociador de la comisión de Sintracarbón, en voz de las dos organizaciones, hizo un llamado a estar alineados a las instrucciones para la logística de una posible huelga.

No dejes de leer: En plena dificultad, Cerrejón en negociaciones con sindicatos

Asimismo, los sindicatos presentaron un nuevo documento a Cerrejón que esperan, una vez sea recibida, la multinacional haga una propuesta “que logre determinar el camino para el acuerdo, que es la búsqueda de ambas organizaciones”.

Hemos recibido una propuesta de Cerrejón de la cual queremos hacer claridades. La oferta no logra llegar a la expectativa que tienen hoy los trabajadores para firmar una convención colectiva que mejore los beneficios de los trabajadores. Es un llamado a todos los trabajadores a estar alineados” comentó Igor Díaz, presidente y negociador de la comisión de Sintracarbón.

MAL MOMENTO

En medio de las negociaciones, la multinacional ha emitido comunicados donde señala que la empresa no pasa su mejor momento económico. Según la multinacional 2019 fue un año muy difícil. Sus exportaciones fueron de 26.3 millones de toneladas, 4.2 millones de toneladas menos que en 2018. Además, agregan, sufrieron una caída drástica del precio del carbón pasando de 86 US$/toneladas en 2018 a 39.97 US$/ton en 2020. Una reducción de más del 50% del precio.

A esto hay que sumar que seguimos sin poder acceder a áreas mineras más rentables por fallos judiciales. Como nos ha pasado con el tajo La Puente, una zona que alberga un carbón de alta calidad que nos permitiría mejorar la competitividad en el mercado”, agregó la minera.

De no llegar a un acuerdo en los próximos días, los trabajadores iniciarían una huelga, donde los contratos laborales quedarían suspendidos. Sin duda, sería un duro golpe para la producción de la carbonera ubicada en La Guajira.

Por: Deivis Caro/ EL PILÓN