14 septiembre, 2020

Toque de queda: un muerto y una casa apedreada en Valledupar

El alto número de víctimas fatales que hasta ahora deja la pandemia provocada por la covid-19 no ha sido suficiente para que la comunidad atienda el llamado de las autoridades y este fin de semana transcurriera con mayor tranquilidad.

Esta vivienda fue la afectada en Los Manantiales. 

FOTO/CORTESÍA.

A pesar de las restricciones de movilidad que había en Valledupar por el toque de queda y la Ley seca decretada por la Alcaldía Municipal, el fin de semana pasó por varios hechos que alteraron el orden público en la capital del departamento de Cesar.

Lee también: Toque de queda y ley seca en Valledupar del 8 al 16 de septiembre desde las 5:00 de la tarde

La madrugada del domingo, una persona aún sin identificar fue asesinada tras presuntamente cometer un atraco en el barrio Valle Meza,

Al parecer, el sujeto fue atacado a piedras por un grupo de ciudadanos venezolanos que presuntamente, momentos antes habían sido intimidados con arma blanca por el ahora fallecido quien pretendía despojarlos de sus pertenencias.

El hombre sufrió heridas en distintas partes del cuerpo, por lo que falleció en el sitio del altercado registrado en la carrera 18D con calle 42ª.

La Policía Nacional señaló que la Sijín se encargó de la inspección técnica a cadáver y continuaban realizando las actividades investigativas para determinar los móviles y autores de la muerte del hombre.

No dejes de leer: Lo mataron a puñaladas y dejaron herido a su hijo quien intentó defenderlo

UNA CASA APEDRADA

El otro hecho tuvo como escenario la carrera 31 con número 18bis-27 del barrio Manantial, sur de la ciudad. Ahí, en medio de un procedimiento policial una casa terminó afectada a piedras. 

Jaider Tovar, uno de los habitantes de la propiedad, responsabilizó de los daños de la vivienda a los miembros de la Policía Nacional, quienes requerían a sus sobrinos por encontrarse minutos antes en el parque del sector violando las medidas interpuestas durante el fin de semana. 

“Los policías llegaron pero no lo hicieron de una forma sana de pedir documentos, de cuestionar que estaban haciendo o de detenerlos si era el caso, sino que llegaron pegándoles a todos mis sobrinos, los agredieron”, relató Tovar.

Explicó además que el altercado inició en el parque y por eso sus sobrinos corrieron hacia la casa pero una vez llegaron en frente hubo una riña con los uniformados, quienes presuntamente resolvieron tirar piedras contra el inmueble.

Hubo uno que se metió exclusivamente a golpear a un sobrino. La inconformidad es que podían llevárselos detenidos pero no tienen que cogerme la casa a piedra, habiendo en esta menores de edad y mis padres afuera. Ellos no pueden ser tan inconscientes, nosotros no somos animales para que nos traten así. Si andan molestos con lo sucedido en el país, no pueden desquitarse con nosotros, colocaré el denuncio”, puntualizó Tovar.

Te puede interesar: Con honores despiden a bombero Eudes Bernal, víctima de covid-19 en Valledupar

Al respecto, el Departamento de Policía comunicó a EL PILÓN que se encontraban esclareciendo lo sucedido dado que no habían recibido formalmente una denuncia de abuso de autoridad.

Sin embargo, la desobediencia social a las normas no sólo se reflejó en estos dos casos sino también en las parrandas en los sectores de La Nevada o riñas reportadas en la Urbanización Lorenzo Morales. 

De igual forma, las autoridades efectuaron distintos controles de seguridad y reportaron a las pocas horas de finalizar el toque de queda, más de 10 capturas por distintos delitos.