27 agosto, 2021

Más de 11 sedes educativas de San Diego estarán bajo la virtualidad

Las precarias condiciones de algunos colegios del municipio de San Diego impidieron la continuidad de la presencialidad en los planteles educativos ante las deficiencias en servicios básicos como agua potable.

La Secretaría Educación Departamental y la Alcaldía de San Diego tienen un mes para adecuar las sedes educativas.

Alrededor de 15 sedes educativas del municipio de San Diego no retornarán a la presencialidad debido a que tienen deficiencias en baterías sanitarias, agua potable e infraestructura. Así lo dio a conocer el Juzgado Promiscuo Municipal de San Diego, mediante un fallo, en el que señaló que las condiciones actuales de dichas sedes representan un riesgo para la vida de los escolares. 

El juzgado aseveró que la mayoría de las sedes de las Instituciones Educativas Nueva Flores, Rafael Uribe Uribe y Manuel Rodríguez Torices no cumplen con los requisitos básicos para salvaguardar la vida del personal administrativo y de los escolares del virus de la covid-19 debido a que carecen del servicio de agua potable que es “de vital importancia para el consumo y el lavado obligatorio de manos”.

Por tal motivo, el ente decidió suspender la presencialidad hasta que la Secretaría de Educación Departamental y la Alcaldía Municipal garanticen todos los elementos y medidas de bioseguridad para evitar el contagio del coronavirus.

“Las condiciones de salubridad de las instituciones vulneran los derechos fundamentales de la comunidad educativa, teniendo en cuenta todas las medidas de bioseguridad establecidas para evitar la propagación de la covid-19, que ha causado un alto porcentaje de pérdidas humanas”, precisó el juzgado. 

Lea también: Aquí puede consultar resultados de la prueba Saber TyT electrónica

En ese orden de ideas, ordenó a la Secretaria de Educación Departamental y a la Alcaldía de San Diego a que realicen en un periodo no mayor a un mes todas las adecuaciones físicas que necesitan las Instituciones Educativas Nueva Flores y sus respectivas sedes (Los Brasiles, Kiko Mika, El Juncal, Tupes, Pitillas, Mano de Dios, Palomas, Arroyo de Agua, Corral Negro y El Toco). 

Así mismo, de la institución Rafael Uribe Uribe, la sede ‘Concentración Escolar’ y del colegio Manuel Rodríguez Torices la sede ‘Sede 21 de enero’ y la Mixta N°2 ‘La Chaverrita’. Además de las inversiones en infraestructura para mejorar las condiciones de las sedes; también deben estructurar un plan de bioseguridad para prevenir el contagio con el virus de la covid-19. 

La decisión del juzgado respondió a una acción de tutela instaurada por la Personería Municipal contra la Secretaría de Educación del Cesar, la Alcaldía de San Diego, secretarías de Gobierno, Educación y Salud municipal para suspender la presencialidad en dichas sedes educativas. 

El personero del municipio de San Diego, Rafael Araújo, aseveró que el recurso jurídico fue presentado porque los colegios de la zona rural tienen muchas deficiencias en el servicio de agua potable. Así mismo, en baterías sanitarias y en las infraestructuras de las aulas. 

INSTITUCIÓN NUEVA FLORES 

 El Juzgado Promiscuo Municipal de San Diego corroboró que en la sede principal de primaria y secundaria de la Institución educativa Nueva Flores no hay un flujo constante de agua potable, tienen deficiencias en las baterías sanitarias, además las aulas y los espacios de recreación no son suficientes.

No deje de leer: Serán intervenidos seis colegios de Valledupar por deficiencias infraestructurales

De igual manera verificaron que las sedes Los Brasiles, Kiko Mika, El Juncal, Los Tupes, Pitillas, La Mano de Dios, Las Palomas, Arroyo de Agua, Corral Negro y El Toco requieren el servicio de agua potable permanente, ampliación y acondicionamiento de las  aulas, baterías sanitarias y adecuación de la instalación eléctrica.

INSTITUCIÓN MANUEL RODRÍGUEZ TORICES

El juzgado comprobó que la sede Mixta N°2 ‘El Chaverra’ y la sede ‘21 de enero’ de la institución Manuel Rodríguez Torices ameritan la construcción de depósitos de almacenamiento de agua potable, lavamanos y la adecuación de baterías sanitarias.

Así mismo, la sede ‘Concentración Escolar’ de la Institución Rafael Uribe Uribe necesita acceso al servicio de Internet, suministro de agua potable, adecuación de las aulas y baterías sanitarias.

Por: Namieh Baute Barrios / EL PILÓN

@namiibb