9 diciembre, 2020

Denuncian traslado de escombros de las obras del centro a la margen derecha del río Guatapurí

Según el vigía ambiental Luis Maestre existe evidencias que residuos sólidos de las obras que adelanta el SIVA en el Centro Histórico de Valledupar, han sido arrojados en la margen derecha del río Guatapurí. La entidad señaló que disponen de canteras privadas para la disposición final de estos escombros.

 Los escombros fueron hallados en inmediaciones del barrio Pescaíto. 

FOTO/CORTESÍA.

El vigía ambiental Luis Maestre denunció que en un monitoreo realizado en la margen derecha del río Guatapurí, en el sector del barrio Pescadito, evidenció residuos sólidos provenientes de la demolición de las calles del Centro Histórico de Valledupar, donde se adelantan obras de remodelación por parte de la Secretaría de Obras Municipal y el Sistema Integrado de Transporte, SIVA.

Lee también: El proyecto chino que buscaba salvar al río Guatapurí sembrando guaduas

El ambientalista detalló que al evidenciar que a orillas del río habían baldosas de los pisos que estaban en dicho sector, solicitó a través de un derecho de petición saber la disposición final que le está dando el SIVA a los Residuos de Construcción y Demolición, RCD, y demás escombros provenientes de los trabajos civiles en el centro de la ciudad.

En un monitoreo que se realizó en el mes de agosto pasado se concluyó que estos residuos son de las obras que está realizando el SIVA, porque son las baldosas que estaban antes en el piso de este sector, ahora no  se sabe cómo llegaron, pero es el SIVA quien debe tener el control de la disposición final de esos residuos sólidos”, subrayó Luis Maestre Orozco.

Ante esta situación, el SIVA indicó que al analizar la inconformidad plasmada en la petición del vigía ambiental, se determinó por motivo de ley factor de competencia dar traslado al contratista interventor (Repav Centro) y al contratista de la obra (Consorcio Pavimento Plan Centro), encargados de la ejecución de los trabajos y responsables de informar todo lo referente a la misma.

En este sentido, el contratista de la obra indicó que dando cumplimiento a la normatividad de la Resolución 0472 del 2017, que reglamenta la gestión integral de los residuos generados en las actividades de RCD, y teniendo en cuenta que el municipio no cuenta con una escombrera, se solicitó a la Alcaldía de Valledupar los sitios de disposición final de estos residuos, quienes mediante el oficio Nº 0608 del 12 de marzo de 2020 establecieron los sitios para botar estos escombros.

El Consorcio Pavimento Plan Centro expresó que realiza la disposición final en dos canteras privadas, las cuales otorgan mensualmente certificaciones de los volúmenes recibidos.

No dejes de leer: “Dentro de dos años no se podrá obtener agua del río Guatapurí”: Miguel Ángel Sierra

Basados en el Plan de Manejo Ambiental se toman todas las medidas tendientes a manejar y disponer adecuadamente los escombros y desechos de construcción que se generan tanto en las demoliciones como en los procesos constructivos, provenientes de la realización de las obras del Centro Histórico, con el objeto de ocasionar el menor efecto sobre el medio ambiente y comunidad en general”, subrayó el SIVA.

EL LOGO DEL SIVA

Luis Maestre Orozco destacó que el 20 de octubre pasado, en una inspección ocular de Corpocesar en los barrios que convergen en la margen derecha del río Guatapurí, observaron en el barrio Nueve de Marzo un camión con el logo del SIVA, el cual transportaba material sobrante de residuos de RCD, con el fin de realizar la disposición final en esta zona.

La entidad respondió que los contratistas de la obra tienen volquetas identificadas con el logo del SIVA, pero no siempre le prestan el servicio a ellos,  sino que también hacen servicios particulares, pero aun así no dan la respuesta correcta porque hay que analizar cómo llegaron esos escombros hasta ese lugar, si fue en vehículos privadas, carromuleros u alguno otro, pero no lo dicen”, refirió Maestre Orozco.

Te puede interesar: Las basuras y la deforestación, los ‘enemigos urbanos’ del río Guatapurí

Al respecto, el SIVA explicó que dichos vehículos de carga pesada no son propiedad del contratista, sino que prestan servicios por viajes, motivo por el cual en los tiempos en que no están realizando actividades de demoliciones prestan sus servicios en todo el municipio.

Por protocolos de la obra, las volquetas son identificadas con los datos del consorcio y logos de la entidad contratante para que puedan realizar el ingreso a las áreas de trabajo, sin embargo, y teniendo en cuenta la observación realizada, se pudo constatar que las personas a cargo de estos vehículos no retiran la identificación al prestar sus servicios a los demás clientes, no obstante, se les hizo el llamado de atención y se establecieron los respectivos correctivos”, puntualizó el SIVA.

POR MILAGRO SÁNCHEZ FLÓREZ/ EL PILÓN.