12 febrero, 2021

Cuatro municipios del Cesar tienen alerta temprana por reclutamiento forzado en menores de edad

Las alertas tempranas las emitió la Defensoría del Pueblo en 2018 y 2019; aún están vigentes.

El reclutamiento forzado en menores de edad acaba con sus sueños e ilusiones. 

FOTO/REFERENCIA.

Hoy se conmemoran 19 años desde que entró en vigor el protocolo facultativo de la Convención sobre los Derechos del Niño relativo a la participación de niños en los conflictos armados. Desde entonces, alrededor de esta fecha se conmemora el Día Mundial contra el Reclutamiento de Niños, Niñas y Adolescentes y se llevan a cabo actividades dirigidas a crear conciencia social sobre la vinculación de cualquier niño, niña o adolescente a los conflictos armados.

Lee también: ‘Trampas mortales’: así roban en las vías del Cesar y La Guajira

El departamento del Cesar no escapa de esta realidad, ya que según las autoridades hay evidencias de que grupos al margen de la ley han reclutado a menores de edad.

De acuerdo con la Oficina Asesora de Paz del Cesar, existen dos alertas tempranas vigentes emitidas por la Defensoría del Pueblo: una en el 2018 y otra en el 2019, cuando puso en conocimiento a las autoridades sobre temas asociados al reclutamiento forzado en los municipios de Pailitas, Pelaya, Curumaní y Chimichagua por distintos actores armados al margen de la ley.

En el marco de esas alertas el departamento adelanta acciones a través de los subcomités de prevención que se lideran en la Oficina Asesora de Paz, en los cuales hemos tenido el acompañamiento de la fuerza pública  y hemos pedido que se realicen acciones claras y contundentes para frenar este flagelo”, expresó Juana Pacheco, asesora de paz en el Cesar.

Destacó: “Hemos realizado jornadas, sensibilizaciones y estamos liderando la campaña en los 25 municipios para que se unan a la campaña ‘Una niñez con derechos es una niñez feliz’, en la que se adelantarán diferentes acciones con la participación de estudiantes de instituciones educativas, diferentes organizaciones de Derechos Humanos y se firmará de manera simultánea el pacto por la protección de los niños, niñas y adolescentes en la  prevención del reclutamiento forzado”.

Frente a esta situación, la Procuraduría General de la Nación exigió a los entes territoriales y a la Comisión Intersectorial para la Prevención del Reclutamiento, Uso y Utilización de Niños, Niñas y Adolescentes, Ciprunna, medidas de prevención y protección de los menores de edad víctimas del reclutamiento forzado.

No dejes de leer: Jorge Oñate continúa con pronóstico reservado; entregan nuevo parte médico

El Ministerio Público advirtió debilidad e inacción por parte de la Ciprunna frente a sus responsabilidades en la formulación oportuna de un plan de acción que garantice la protección de los niños, niñas y adolescentes víctimas del conflicto.

En informe preventivo sobre reclutamiento de niños, niñas y adolescentes, el órgano de control reclamó la definición de un plan de asistencia técnica a las entidades territoriales para que las administraciones 2020-2023 encaminen las acciones requeridas, de manera articulada con la oferta de las entidades nacionales, que cuentan con programas de prevención y protección para los derechos de esta población.

Señaló que durante 2018 y 2019 se reportaron casos de reclutamiento de niños, niñas y adolescentes por parte del Ejército de Liberación Nacional (ELN) en municipios de Nariño, Chocó, Arauca, Bolívar, Cesar y Norte de Santander; de las disidencias de las FARC-EP en Guaviare, Caquetá, Meta y Nariño; de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC) en Antioquia y Chocó, y del EPL (Pelusos) en Norte de Santander.

La Procuraduría estableció que en el 30 % del territorio nacional aumentaron las víctimas y se registró un incremento del desplazamiento forzado en cerca del 25 % de los municipios del país.

Te puede interesar: Habitantes de Pueblo Bello demandan el servicio de gas natural

Asimismo, instó a las entidades territoriales a ajustar los programas y planes de acción existentes, teniendo en cuenta la línea de política pública de prevención del reclutamiento, utilización, uso y violencia sexual en contra de niños, niñas y adolescentes por parte de los grupos armados y delincuenciales; orientación su formulación hacia la identificación, priorización y análisis estratégico de problemáticas y potencialidades de cada región, de tal forma que se garantice la protección integral de los derechos da la niñez.

POR MILAGRO SÁNCHEZ FLÓREZ/ EL PILÓN.