10 marzo, 2021

“Haremos un estudio para ver si es un área de reserva forestal”: municipio sobre cerro Hurtado

La visita se realizó en aras de obtener información acerca del área intervenida.

Actualmente la construcción se encuentra suspendida. 

FOTO/JOAQUÍN RAMÍREZ.

Un nuevo trámite se surtió la mañana de este miércoles en el cerro Hurtado, en la urbanización Santa Rosalía de Valledupar, donde ya es de conocimiento público que se pretende construir una vivienda bifamiliar, desencadenando una polémica en la ciudad, ya que la comunidad en general rechazó estos trabajos al considerar daños ambientales debido a que este cerro es un ‘pulmón vegetal’ y además fue declarado en 1996 reserva forestal y patrimonio municipal en el Acuerdo 032 del Concejo de Valledupar.

Lee también: Corpocesar exhorta a modificar el POT por construcción en el cerro de Hurtado

Dicha diligencia la realizó la Inspección de Policía de Valledupar por direccionamiento de la Secretaría de Gobierno municipal, la cual suspendió la obra en enero de 2021, tras presentarse una denuncia ciudadana. En ese entonces se llevaba a cabo por parte de maquinarias el aplanamiento del terreno, derribando parte del bosque seco tropical y el desplazamiento de fauna nativa.

Posterior a esto se llevó a cabo una audiencia de conciliación entre el inspector de Policía, el querellante y el demandado, ya que se había iniciado las actividades sin licencia de construcción, la cual aún permanece en trámite en la Curaduría Nº 1 de Valledupar, estando a la espera de un informe de la Oficina Asesora de Planeación de Valledupar para determinar si se da el permiso o no.

“Luego de la denuncia y de la primera audiencia hay que hacer un estudio profundo del tema para ver si esta es un área de reserva forestal o no. Esta es una visita de campo luego de la suspensión para determinar el área intervenida, verificar si han continuado con alguna actividad y saber si hay o no responsabilidad, así como determinar si la construcción está afectando el área de protección ambiental porque podría constituirse en un delito por el tema de afectar áreas protegidas por la Ley”, expresó un funcionario de la administración municipal.

Agregó que también van a determinar si hay un tema urbanístico que es competencia de la Inspección de Policía, acotando: “Se han realizado unas medidas y esto arrojará un informe técnico, pero actualmente la obra está paralizada“.

En el recorrido también hicieron presencia ambientalistas como Eudis De León, quien manifestó que la construcción de cualquier obra al pie de la falda del cerro se traduciría en una afectación grave a este ecosistema.

El llamado de toda comunidad ambientalista es que a se proteja de manera integral este cerro, esto es un relicto de bosque seco tropical, un ecosistema que está amenazado en Colombia, que solo queda el 8 %. Las autoridades competentes deben adelantar todas las acciones necesarias para su conservación y protección“, refirió De León.

No dejes de leer: Suspenden audiencia de conciliación de acción popular para el rescate del río Guatapurí

Por su parte, la ingeniera forestal Sonia Camargo manifestó: “En la corta visita que hemos hecho se ha observado los vestigios de que si se cortaron árboles nativos de bosque seco tropical y tendríamos que hacer un estudio más detallado de cuáles son las condiciones de biodiversidad del sitio.  Desde el punto de vista ecológico es una zona verde que protege a la ciudad de los vientos fuertes, de los materiales particulados que llegan de otros lugares; al igual es importante para el hábitat de muchas aves nativas del norte, el bosque seco se caracteriza porque los suelos son altamente fértiles y esta es una cadena que hace parte de la misma Sierra Nevada“.

En este caso hay que recordar que Corpocesar pidió al municipio modificar el componente urbano del Plan de Ordenamiento Territorial, a pesar que en la visita que realizaron en la zona comprobaron que el área no hace parte del perímetro de protección, según lo contemplado en el POT de 2015, evidenciando una anomalía en el procedimiento en cuanto a su adopción. En este sentido exhortó al municipio a modificar el componente urbano del POT, que a la fecha se encuentra vencido.

En relación al permiso que se surte en la Curaduría Nº 1, EL PILÓN conoció que el informe que se espera por parte de Planeación Municipal se basa en si es viable o no la construcción de una vivienda de más de dos pisos, ya que esto igualmente estaría contemplado en el POT, más no si es una afectación ambiental.

POR MILAGRO SÁNCHEZ FLÓREZ/ EL PILÓN.