6 agosto, 2019

Llantas y otros residuos de operación minera, ¿cómo los maneja Drummond?

Las llantas de mayor tamaño de 25 pulgadas son difíciles de tratar por su estructura de acero, además aún no existe una norma establecida que rija el proceso. Por otro lado, el aceite usado se aprovecha en la creación de explosivos para la operación extractiva del carbón.

Por las dimensiones de su producción, la empresa creó en el 2007 un Programa de Gestión Integral de Residuos (PGIR).

FOTO/CORTESÍA

El mantenimiento de la maquinaria es el principal generador de residuos peligrosos en Drummond con el aceite usado, restante de ese proceso. Por ley, está establecido que este tipo de residuos debe ser aprovechado por gestores ambientales, previamente autorizados con una licencia ambiental.

Pero en la multinacional minera no todos los residuos peligrosos son dispuestos por empresas externas. Con el aceite usado, producto del mantenimiento de la maquinaria, en la planta de explosivos producen la emulsión necesaria para las voladuras o explosiones.

Lee también: Drummond y el reto de aprovechar más de 18.000 toneladas de residuos

“Nosotros tenemos en los talleres unos tanques de almacenamiento de aceite usado. Entonces en los talleres cuando va a ingresar un equipo a mantenimiento le colocan una bomba para que succione y le quite todo el aceite, el cual pasa limpio hacia un tanque, y luego se envían a la planta de explosivos para que sea reutilizado”, explica Luz Manrique Cáceres, analista de gestión ambiental de Drummond. Con la emulsión que se produce se realizan las explosiones con las que se separa la parte estéril del carbón.

APROVECHAMIENTO

En cada mantenimiento, además de renovar el aceite, en algunos casos se renuevan las llantas de los carros de la mina. Las llantas usadas de un ring de tamaño menor de 25 pulgadas se aprovechan, gracias a un contrato con la empresa Rueda Verde, que es la encargada de destruir, pulverizar y reintegrar el material, por ejemplo, en césped para canchas sintéticas.

Contrario, para las llantas usadas de ring de tamaño mayor de 25 pulgadas aún no hay un reglamento a nivel nacional. En este caso, Drummond debe acopiar esas llantas y tener registro de cada una.

“Lo que pasa es que esas llantas tienen características especiales que no permiten que sea fácil el manejo porque vienen con un refuerzo de acero. Como es un residuo especial, nosotros con la misma Agencia Nacional de Licencia Ambientales hemos solicitado un permiso para tener unos patios de acopio”, explica Fray Orozco, supervisor de gestión ambiental de los proyectos Drummond.

Te puede interesar: La liberación de fauna silvestre en Drummond

En esos patios de acopio las llantas son llenadas de tierra y agrupadas en montañas, esto por dos razones: primero, para evitar incendios y, segundo, la propagación de enfermedades.

Para las llantas de ring de tamaño mayor de 25 pulgadas aún no hay un reglamento. En este caso, Drummond debe acopiar esas llantas y tener registro de cada una. FOTO/CORTESÍA

AUMENTARON LAS CIFRAS

Drummond es una de las empresas del departamento que mayor cantidad de residuos genera, principalmente, por la magnitud de su actividad industrial. Durante el año 2018, según información de la empresa, generaron en las operaciones mineras alrededor de 18.000 toneladas de residuos.

Respecto al 2017, específicamente la producción de residuos ordinarios aumentó: ese año fue de 295 toneladas, mientras que en el 2018 se generaron 582 toneladas.

El cartón lideró la tabla con 202.000 kilogramos; el vidrio, con 124.000 kilogramos; plástico, 108.000, y la chatarra con 23.000 kilogramos de residuos producidos. En la opinión de Fray Orozco, esto es gracias, por ejemplo, al aumento del personal.

Ese mismo año, la empresa alcanzó el aprovechamiento de 9.883 toneladas; es decir, se realizó un aprovechamiento del 53 % de todos los residuos generados.

Lee también: Por 20 años más seguirá Drummond en La Loma

Desde el primero de agosto, Interaseo es la nueva empresa que maneja los residuos que son dispuestos en los 228 puntos ecológicos que están distribuidos en las diferentes áreas operativas y administrativas. Pero no todos son iguales.

“Para los reciclables tenemos puntos limpios por toda la operación y fueron instalados de acuerdo a la necesidad de cada área. En la sección de camiones necesito tener puntos de residuos oleosos, en las oficinas no. Entonces, el punto limpio mantiene estándares pero es libre de escoger según sus necesidades”, concluye Luz Manrique, analista de gestión ambiental de Drummond.

Por: DEIVIS CARO DAZA / EL PILÓN
defancaro1392@gmail.com