21 junio, 2020

Familia vallenata en Barranquilla, víctima mortal de la covid-19

Es el caso de la familia Corzo, cuyas raíces nacieron en el barrio Doce de Octubre de Valledupar, y por asuntos laborales años atrás decidieron trasladarse a Barranquilla. Esta enfermedad les arrebató a uno de sus seres queridos: Juana Bautista Corzo, de 58 años.

La covid-19 sigue cobrando vidas, en este caso el de una mujer vallenata.

FOTO/REFERENCIA.

La covid-19 sigue cobrando cada vez más vidas en Colombia.  Día a día las cifras de casos positivos aumentan al igual que los decesos, enfermedad  para la que aún no existe freno. 

Las ciudades más golpeadas por esta enfermedad en Colombia  son la capital Bogotá y Barranquilla, donde una familia vallenata, residente en la capital del Atlántico, sufre su propio drama, dolor,  rabia y sufrimiento a raíz de este virus.

Lee también: Colombia supera las 2.000 mil muertes por covid-19

Es el caso de la familia Corzo, cuyas raíces nacieron en el barrio Doce de Octubre de Valledupar, y por asuntos laborales años atrás decidieron trasladarse a Barranquilla.  Esta  enfermedad les arrebató a uno de sus seres queridos: Juana Bautista Corzo, de 58 años. Bautista Corzo el pasado 11 de junio fue diagnosticada positivo para coronavirus. 

Días antes, el 29 de mayo, su madre Carmen Rosa Pinto de Corzo, de 85 años, había muerto a causa de un infarto, sin tener claridad sobre si habría sido contagiada.

Nueve días después, Soraya Corzo, hermana de Juana e hija de Carmen, denuncia las fallas en el sistema de salud de Barranquilla y hace un llamado a todos los organismos de control competente para iniciar una investigación, principalmente a la EPS Salud Total, a la cual sus familiares pertenecían y no le hicieron el debido protocolo que se debe seguir con un caso sospechoso o positivo de covid-19.  

El 21 de mayo mi hermana Juana dice  que se refría luego de llegar de su trabajo, el 22 de mayo nos dice que tiene fiebre y le duele el cuerpo, decidimos hacerle el examen porque ella estaba trabajando, efectivamente se llevó a la clínica y le hicieron todos los exámenes, un TAC y aparece una neumonía, el 23 de mayo en la madrugada la envían a la casa, le toman la muestra, los médicos dicen que es sospecha de covid-19, se aísla en cuarentena”, sostiene. 

No dejes de leer: Las recomendaciones de la OMS sobre el uso de mascarillas de tela

Añade que cinco días después, es decir, el 28 de mayo, la EPS Salud Total, aún no da una respuesta de los resultados de los exámenes.

Ese día le escribo al alcalde Jaime Pumarejo al teléfono personal, y le digo que cómo era posible que ya era el 28 de mayo y mi hermana empeorando y Salud Total no se había manifestado, mi hermana continuaba bajo tratamiento médico, pero particular.  El 29 de mayo muere mi madre de un infarto (ella vivía con Juana). Ahora no sabemos si mamá fue contagiada  de covid-19.  El 31 siento a  mi hermana mal y en horas de la noche la llevamos a la clínica y de una a UCI intermedia porque no estaba oxigenando bien; esa misma mañana llega el examen positivo porque se lo mandamos a un laboratorio privado. Salud Total sigue sin manifestarse. El 2 de mayo aparece Salud Total con examen positivo, ya mi hermana estaba en UCI, el 3 de mayo mi hermana se empeora y muere el 11 de junio”, explicó Soraya. 

CERCO

Al ver esta situación y analizar que fueron 15 personas las que tuvieron un contacto directo con Juana Corzo, estos deciden hacerse la prueba en un laboratorio privado y dos arrojaron positivo para el virus; uno miembros de la familia Corzo y el enfermero particular que atendía a la fallecida.

Todo se reportó en el laboratorio particular, donde nos preguntaron qué EPS teníamos para ellos reportarlo al Ministerio de Salud, a la Secretaría de Salud distrital de Barranquilla y la EPS. Nunca en 28 días nos hicieron seguimiento, a mi hermana también le dio el síndrome de kawasaki, todos los tratamientos fueron particulares.  Salud Total hasta el 18 de junio fue que vino a ver, ni siquiera en la Secretaría de Salud estaba reportado el caso de mi hermana, en Barranquilla hay muchos casos más. Esta situación la denuncié ante la Personería de Barranquilla. Aquí no hay control”, puntualizó Soraya Corzo.

Cabe recordar que el  alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo Heins, declaró a la ciudad en alerta naranja como medida de contención de contagios por la covid-19.

Te puede interesar: Residuos de guantes y tapabocas atentan con el medio ambiente

El mandatario a través de su cuenta en Twitter indicó: “Abrimos  un proceso de vigilancia y control a EPS Salud Total por la denuncia de Soraya Corzo, y no es primer reporte de demora en las pruebas de esa y otras EPS. Se lo comenté ayer al @MinSaludCol, @Fruizgomez, y al @supersalud, @FabioUCD”.

A corte del 16 de junio esa ciudad había alcanzado 6.934 casos positivos, de los cuales el 22 % se han recuperado, el 71 % está en casa, el 2 % en hospitalización, el 1 % se encuentra en UCI y el 4% ha fallecido.

EL PILÓN buscó conocer cómo es el seguimiento de control y vigilancia de esta sectorial a las EPS de la ciudad para el manejo del virus, pero no hubo respuesta.

Por Milagro Sánchez/EL PILÓN