28 abril, 2021

En Tamalameque quemaron cauchos por mal servicio eléctrico

Apagones constantes, altos costos del servicio de energía, mantenimiento a redes eléctricas que presuntamente no mejoran el servicio, entre otras situaciones, son las denuncias de los habitantes del municipio de Tamalameque.

La comunidad de Tamalameque obstruyó la entrada al municipio con neumático y leñas.

Habitantes del municipio de Tamalameque realizaron una protesta la noche del pasado lunes a las afueras del casco urbano debido a las fallas que presentan en el servicio de energía eléctrica. De acuerdo con la comunidad, durante varios días la energía se ha ido de sus hogares en diferentes horas, generando inconformidad y molestia porque pagan un alto costo por esta.

Debido a los constantes cortes de energía los habitantes de dicho municipio se desplazaron a la entrada de Tamalameque, donde le prendieron fuego a neumáticos y leñas en señal de protesta. Según Camila Vázquez, miembro de esa comunidad, las personas obstruyeron la vía porque están cansados de no tener luz eléctrica. 

“La luz se puede ir a cualquier hora del día y luego vuelve como a la hora y eso no se justifica porque se está pagando por el servicio. Los fines de semanas pasados suspendieron dizque para mejorar su calidad, pero sigue igual. La gente se desesperó con el último apagón y salió a protestar”, comentó Vásquez. 

Lea también: En Valledupar habría límites para salir a protestar el 28 de abril

De acuerdo con el presidente del Concejo Municipal, Oscar Castro, en ese municipio se han presentado dificultades con la energía desde hace muchos años. Por ello anteriormente la comunidad había realizado plantones para pedir un mejor servicio; sin embargo, las protestas cesaron cuando la empresa Afinia, del grupo EPM, comenzó a manejarlo porque se esperaba que mejoraría, pero no se han dado cambios.

“En Tamalameque todos los días se presentan apagones. No teníamos el servicio por tres o cuatro horas y hasta por mucho más tiempo. Luego la situación mermó y comenzó a regresar unos minutos después de haberse ido, pero en los últimos días volvió a decaer y regresa dentro de una hora aproximadamente. El pasado lunes se fue por más de cinco horas”, aseguró. 

Comentó que este es el primer paro que hace la comunidad a la empresa  Afinia, indicando que desde hace semanas en el municipio existía la molestia por las fallas constantes en la energía, pero el apagón del lunes en las horas de la noche fue “la gota que derramó el vaso” porque se fue entre las 9:00 p.m., y 9:30 p.m., y regresó pasadas las 2:00 a.m. 

¿COSTO ELEVADO DEL SERVICIO?

El presidente del Concejo del mencionado municipio aseveró que uno de los factores que tiene más inconforme a la población es que el cobro del servicio de energía es elevado. Señaló que hay hogares que pagan entre $300.000 y $400.000, aunque están ubicados en barrios estrato uno. Comentó que no se “justifica el precio del servicio porque hay casas en las que casi no hay abanicos y mucho menos aire acondicionado, a duras penas tienen sus bombillos de luz y neveras”.  

Debido a esta presunta anomalía en el cobro, la comunidad ha estado mucho más pendiente de la prestación del servicio. En ese sentido, Castro argumentó que le han reportado a Afinia las dificultades que tiene el municipio en torno a la energía y el descontento de la comunidad, pero no han recibido respuesta. 

No deje de leer: Colapsó la ocupación de camas UCI en Valledupar

Agregó que  concejales del municipio de Pailitas se ha comunicado con los miembros del Concejo de Tamalameque para comentarles que tienen la misma dificultad, al igual que los corporados del municipio de El Banco, Magdalena. 

VOZ DE AFINIA 

Al respecto, voceros de Afinia aseveraron que están realizando inversiones por un valor de $4.200 millones en la línea  eléctrica que suministra el servicio a más de 13.400 usuarios que residen en los municipios de Tamalameque y Pailitas, reemplazando estructuras, redes y otros elementos para mejorar el servicio y disminuir las interrupciones en la zona. 

La empresa acotó que las interrupciones del servicio disminuirán conforme avancen las inversiones  y las adecuaciones.

Por: Namieh Baute Barrios / EL PILÓN