7 septiembre, 2019

Empresarios de la región completaron curso de Alta Gerencia

Durante estos meses varios empleados y empresarios de compañías del Cesar y cuatro de La Guajira, cursaron estos estudios en la Universidad Externado apuntando a tener herramientas para que hagan su aporte a la construcción de paz, empresas y sostenibilidad.

En un hotel de la ciudad se culminó con este programa y se entregaron los certificados correspondientes. 

FOTO: SERGIO MCGREEN

Cinco meses después de que iniciara el proceso liderado por la Fundación Ideas para la Paz, en asocio con la Embajada de Suecia y la Universidad Externado de Colombia, culminó el desarrollo del programa en Alta Gerencia en Empresas, Paz y Sostenibilidad.

En total se certificaron en la región Cesar – La Guajira a 40 personas, entre empleados y empresarios, quienes cumplieron con los módulos en su totalidad e hicieron sus actividades en el intermedio de las sesiones.

“Excelente, nos fue muy bien, cumplimos con nuestro objetivo principal con este piloto de hacer el curso por primera vez en Cesar y la Guajira”, expresó María Lucía Méndez, quien dirige el área de Empresas y Construcción de Paz de la FIP.

Méndez destacó que encontraron a un grupo interesado que participó en las cuatro sesiones que implicó este programa.

Además, hizo referencia a la importancia de este escenario ya que en el mismo se generaron reflexiones que apuntan a la transformación del territorio y el rol que cumplen las empresas regionales en este proceso.

Ahora, esperan que estas herramientas sean tomadas por los empresarios y empleados a fin de que lo pongan en práctica de manera efectiva a la hora de hacer su trabajo.

Así también desean que se pueda fortalecer una red entre los mismos participantes para que en adelante pueda ser una comunidad que se fortalezca como colectivo y a la cual puedan brindarle acompañamiento en un trabajo encaminado al desarrollo de los departamentos del Cesar y La Guajira.

Por su parte Julián Arévalo, decano de la Facultad de Economía de la Universidad Externado de Colombia, reiteró la pertinencia de este programa dados los desafíos que plantea el posconflicto y el relacionamiento de la empresa privada con las comunidades.

“Emergen permanentemente en los territorios pues algunos de los participantes hablaban de temas de carbón, de sal, de uso de los puertos, entonces en tanto los empresarios cuenten con mejores herramientas para abordar esos conflictos, pues tenemos mejores capacidades de generar condiciones para el desarrollo regional que es fundamentalmente en el objetivo de este programa”, manifestó Arévalo.

Al mismo tiempo invitó a que en adelante quienes asistieron, no tengan miedo al diálogo y sean capaces de superar los conflictos y hacer apuestas por el desarrollo de la región.

Para Johana Casallas, en representación del gremio de recicladores formalizado de Valledupar, con la empresa Coorenacer, esta fue una gran experiencia y oportunidad para estructurar y mejorar las herramientas de las empresas enfocados a un desarrollo sostenible.

Contando con la población certificada en estos dos departamentos sumados a la región de Montes de María y Cauca, se unieron alrededor de 120 empresarios participando en la actividad que se estima volver a hacer.

“Nuestra proyección es ampliar las regiones en las que participamos, que podamos traer gente de otras regiones, pero que con estas personas podamos profundizar el trabajo en una segunda etapa”, finalizó Méndez.

POR: Daniela Rincones Julio / EL PILÓN
daniela.rincones@elpilon.com.co