Murió ‘Chema’ Martínez, uno de los últimos juglares del acordeón

Chema Martínez
A una semana de cumplir sus 82 años murió ayer el acordeonero José María ‘Chema’ Martínez, quien se encontraba recluido en una clínica de Barranquilla. Suministrada/EL PILÓN

Debido a una afección pulmonar que lo complicó y le produjo un infarto, falleció en la mañana de ayer José María ‘Chema’ Martínez, hermano de Luis Enrique Martínez, considerado por los expertos como uno de los últimos juglares del acordeón vallenato.

‘Chema’ nació en El Hatico, La Guajira, el 26 de febrero de 1935, y al lado de Luis Enrique Martínez, quien ofició de maestro, aprendió a tocar el acordeón a los 12 años. Su vida profesional la inició un año después en unas fiestas de corralejas que se celebraron en San Ángel, Magdalena, y desde ese momento no se despegó del instrumento que alegraba la vida de las personas que lo escuchaban.

Según rememoró el folclorista Ricardo López Solano, al poco tiempo de su lanzamiento como profesional este digitador acompañó a Alejandro Durán en una correría por las poblaciones y haciendas de la ribera del río Magdalena. “Aquella era una época, contaba ‘Chema’, en la que no contaban ni con el cajero ni con el guacharaquero, ya que por un lado estos eran escasos, y por el otro tampoco se los exigían. Solo tocaban el acordeón, al que acompañaban con su voz. Por ese entonces cobraban un peso por canción, y en una parranda, en promedio, podría dejarles unos ochenta pesos, que se repartían en partes iguales”, acotó.

La primera vez que ‘Chema’ participó en una grabación, en el año 1954, bajo el sello Curro, pero como cajero, fue en Bogotá con Luis Enrique Martínez. En 1966, como acordeonero, grabó con Armando Zabaleta y su conjunto grabó tres compactos: el primero en Cartagena, para el sello Fuentes, y los otros dos en Bogotá, para el sello Phillips.

“Chema Martínez amenizó las parrandas de los hacendados más prominentes del Magdalena y el Cesar, lo que podríamos denominar la época de oro de las parrandas vallenatas. En el municipio de El Copey, en el Cesar, vivió por muchos años, y en esta población conoció a Tobías Enrique Pumarejo, a su hermano Don Tito y al hijo de Don Tito, Luis Joaquín, ‘El Negro Quin’. Las parrandas con los Pumarejo son muchos los que las recuerdan todavía”, aseguró López Solano.

‘Chema’ en Fundación, Magdalena, en el año 1951, fue el segundo ganador de los primeros concursos de acordeón que se celebraron en Colombia. En ese mismo concurso, en el que ‘Pacho’ Rada, hijo, ocupó el segundo lugar, y Alfredo Gutiérrez, con nueve años de edad, fue declarado “Niño Prodigio del Acordeón”.

Annelise Barriga Ramírez/EL PILÓN

 

 

Deja un comentario

Judicial

os apresados responden a los nombres Ricardo Lindado y Juan García, quienes fueron sorprendidos cuando intimidaban con un arma de fuego a un ciudadano, para hurtarle su motocicleta, marca honda CB 190R, color rojo. La oportuna reacción da inicio a una persecución, hasta llegar al barrio Villa Miriam, donde los uniformados capturaron a los dos individuos y la recuperaron el vehículo.

Las autoridades capturaron a 20 presuntos integrantes de una red dedicada a la distribución y falsificación de medicamentos, entre ellos el Survanta, que ocasionó la muerte de 16 neonatos en la clínica Laura Daniela de Valledupar, según informó W Radio.

Con el hurto de un teléfono celular, se inició la confrontación armada entre los hinchas y ex hinchas de las barras bravas en el barrio Lorenzo Morales.

Ver más
Lo más comentado
General

El Festival Vallenato, uno de los eventos que más aumenta la venta de bebidas alcohólicas, evidencia que en Valledupar lo que más se bebe es cerveza, whisky y aguardiente.

El coordinador del organismo, René Alejandro Urón Pinto explicó que la medida busca garantizar la reacción hacia cualquier emergencia que se presente.

Con esta actividad se busca prevenir enfermedades como poliomelitis, rubeola, tétano, neumonía tipo A o B y así mismo ayudar a evitar el sarampión.

Ver más
Deportes

Corría el minuto 17 del primer tiempo cuando Martínez ejecutó con tiro libre en diagonal que perforó la cabaña atlanticense.
Sobre el partido, el técnico Adolfo Prescott reconoció que “Cesar fue un equipo ordenado, con buena tenencia de pelota, fue prudente y esperó en su zona, pero el arma principal fueron las transiciones rápidas”.

Con 16 puntos, Valledupar Fútbol Club permanece en la tercera posición del Torneo Águila de la Primera B. El próximo sábado recibirá la visita de Fortaleza. El lateral Tomás Velásquez y el volante Juan García serían bajas por lesión.

Duelo de colombianos en la final de la Copa del Rey entre Sevilla y Barcelona de España. Ambos jugadores sueñan con estar en el Mundial de Rusia con la selección Colombia.

Ver más