Publicidad
Categorías
Categorías
General - 16 enero, 2019

“Organizar la casa”, el objetivo del nuevo comandante de los Bomberos

Con la nueva designación del comandante del Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Valledupar se empieza a abrir el camino para esta entidad que en los últimos meses ha atravesado varios capítulos convulsos.

El comandante provisional se ha desempeñado como teniente del Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Valledupar durante nueve años.
El comandante provisional se ha desempeñado como teniente del Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Valledupar durante nueve años.

Teniendo ya un comandante provisional para esta institución, esperan hoy miércoles cancelar el mes de diciembre, con el que se encuentran atrasados y la seguridad social.

Con la nueva designación del comandante del Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Valledupar se empieza a abrir el camino para esta entidad que en los últimos meses ha atravesado varios capítulos convulsos.

Hoy Darío Mejía Araújo, odontólogo de profesión, es quien asume este cargo de manera provisional por los siguientes tres meses.

Mejía Araújo, quien ha sido teniente de esta institución durante nueve años, explicó que llegó hasta esta posición después de la división que existía y frente a la situación que los tenía sin comandante por negligencia. Esto debido a que no se hizo la elección pertinente con antelación como dicen los estatutos internos, donde se debe escoger al siguiente comandante tres meses antes de salir el que se encuentre en ese momento.

Ahora, de acuerdo con el comandante, el principal reto que asumen es el de reglamentar los estatutos como lo exige la Dirección Nacional de Bomberos de Colombia. Una vez reglamentados esos estatutos procederán a la elección del comandante definitivo.

De hecho las medidas ya se empezaron a tomar y por esto tienen previsto hoy miércoles cancelar el mes de diciembre que adeudan a los funcionarios de esta entidad, así como la seguridad social.

Ahora es tomar las riendas y hacer las cosas como es debido”, expresó Mejía Araújo.

Con relación al factor económico, que había precisamente demorado el pago de los salarios y la seguridad social, el comandante explicó que aunque contaban con algunos recursos los mismos, no podían ser tocados por la falta de una persona designada.

Cabe recordar que los recursos provienen del municipio con un contrato a través de la Alcaldía y que son cobrados a los contribuyentes por medio de un impuesto. Antes, existía también la sobre tasa bomberil, por lo cual según manifestó el funcionario de los $4.300 millones que tenían de presupuesto, hoy cuentan con $3.000 millones.

Entre tanto, el comandante provisional espera que ahora se tranquilicen los ánimos dentro del Cuerpo de Bomberos y consideró que ya existen buenos indicios al respecto, puesto que ya empezaron por quitar las carteleras que mantenían convulsionada la base bomberil y ahora se respira un ambiente de tranquilidad, amistad y fraternidad.

Frente al argumento de que no era operativo y por tanto no podía ser elegido para el cargo que actualmente ocupa, agregó que sí cumple con los requerimientos que se estipulan. Dentro de estos figuran haber asistido a la sofocación de un incendio, quema prohibida o hacer guardia, además de cumplir con las horas voluntarias.

Por último, envió un mensaje a la comunidad dando un parte de tranquilidad porque ya los bomberos van a trabajar más tranquilos, con seguridad social, con su mente despejada puesto que van a laborar sin deudas, debido a que los compromisos van a ser suplidos, va a haber combustible para las máquinas y en ese orden de ideas la comunidad va a estar protegida.

“Agradecemos a la Policía, Ejército, Defensa Civil que en estos meses de crisis nos estuvieron apoyando”, agregó Mejía Araújo.

Por, Daniela Rincones Julio / EL PILÓN
[email protected]

General
16 enero, 2019

“Organizar la casa”, el objetivo del nuevo comandante de los Bomberos

Con la nueva designación del comandante del Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Valledupar se empieza a abrir el camino para esta entidad que en los últimos meses ha atravesado varios capítulos convulsos.


El comandante provisional se ha desempeñado como teniente del Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Valledupar durante nueve años.
El comandante provisional se ha desempeñado como teniente del Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Valledupar durante nueve años.

Teniendo ya un comandante provisional para esta institución, esperan hoy miércoles cancelar el mes de diciembre, con el que se encuentran atrasados y la seguridad social.

Con la nueva designación del comandante del Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Valledupar se empieza a abrir el camino para esta entidad que en los últimos meses ha atravesado varios capítulos convulsos.

Hoy Darío Mejía Araújo, odontólogo de profesión, es quien asume este cargo de manera provisional por los siguientes tres meses.

Mejía Araújo, quien ha sido teniente de esta institución durante nueve años, explicó que llegó hasta esta posición después de la división que existía y frente a la situación que los tenía sin comandante por negligencia. Esto debido a que no se hizo la elección pertinente con antelación como dicen los estatutos internos, donde se debe escoger al siguiente comandante tres meses antes de salir el que se encuentre en ese momento.

Ahora, de acuerdo con el comandante, el principal reto que asumen es el de reglamentar los estatutos como lo exige la Dirección Nacional de Bomberos de Colombia. Una vez reglamentados esos estatutos procederán a la elección del comandante definitivo.

De hecho las medidas ya se empezaron a tomar y por esto tienen previsto hoy miércoles cancelar el mes de diciembre que adeudan a los funcionarios de esta entidad, así como la seguridad social.

Ahora es tomar las riendas y hacer las cosas como es debido”, expresó Mejía Araújo.

Con relación al factor económico, que había precisamente demorado el pago de los salarios y la seguridad social, el comandante explicó que aunque contaban con algunos recursos los mismos, no podían ser tocados por la falta de una persona designada.

Cabe recordar que los recursos provienen del municipio con un contrato a través de la Alcaldía y que son cobrados a los contribuyentes por medio de un impuesto. Antes, existía también la sobre tasa bomberil, por lo cual según manifestó el funcionario de los $4.300 millones que tenían de presupuesto, hoy cuentan con $3.000 millones.

Entre tanto, el comandante provisional espera que ahora se tranquilicen los ánimos dentro del Cuerpo de Bomberos y consideró que ya existen buenos indicios al respecto, puesto que ya empezaron por quitar las carteleras que mantenían convulsionada la base bomberil y ahora se respira un ambiente de tranquilidad, amistad y fraternidad.

Frente al argumento de que no era operativo y por tanto no podía ser elegido para el cargo que actualmente ocupa, agregó que sí cumple con los requerimientos que se estipulan. Dentro de estos figuran haber asistido a la sofocación de un incendio, quema prohibida o hacer guardia, además de cumplir con las horas voluntarias.

Por último, envió un mensaje a la comunidad dando un parte de tranquilidad porque ya los bomberos van a trabajar más tranquilos, con seguridad social, con su mente despejada puesto que van a laborar sin deudas, debido a que los compromisos van a ser suplidos, va a haber combustible para las máquinas y en ese orden de ideas la comunidad va a estar protegida.

“Agradecemos a la Policía, Ejército, Defensa Civil que en estos meses de crisis nos estuvieron apoyando”, agregó Mejía Araújo.

Por, Daniela Rincones Julio / EL PILÓN
[email protected]