29 noviembre, 2019

Nace en Valledupar una alianza internacional por el cóndor andino

Debemos felicitar el destacado Congreso del Cóndor Andino que en su tercera versión internacional trajo a Valledupar a exponentes de todos los países donde habita esta especie, que es símbolo nacional de Colombia.

Debemos felicitar el destacado Congreso del Cóndor Andino que en su tercera versión internacional trajo a Valledupar a exponentes de todos los países donde habita esta especie, que es símbolo nacional de Colombia.

Fue un placer escuchar y contemplar las exposiciones de científicos e investigadores de Colombia, Ecuador, Perú, Bolivia, Argentina y Chile, también de Estados Unidos, España y Portugal, en donde estudian con rigurosidad sobre otras aves rapaces, y que se unen a los latinoamericanos en su esfuerzo por la conservación de estos increíbles animales.

Vale destacar a las organizaciones que trajeron a Colombia este congreso: la Corporación Autónoma Regional del Cesar y su Centro de Atención y Valoración de Fauna y Flora Silvestres- CAVFFS; Fundación Hidrobiológica George Dahl, y la Fundación Neotropical.

Del evento surgen unas importantes conclusiones sobre el cóndor de los Andes que nos obligan a reflexionar sobre su conservación a través del cuidado, en el marco de estudios científicos cada vez más avanzados.

Debemos resaltar que en diálogo con el doctor en biología, Sergio Lambertucci, investigador del El Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas, Conicet, en la Universidad del Comahue, Argentina, pudimos conocer las altas preocupaciones de los científicos suramericanos sobre la especie.

Estos profesionales llaman la atención sobre las muertes de los cóndores por envenenamiento directo o indirecto; algunas comunidades en diferentes lugares del continente piensa que el animal es perjudicial para sus rebaños, otros, más al sur del continente, lo envenenan de forma indirecta al cazar a otros animales que el cóndor consume y a su vez ingiere el plomo que queda en el cuerpo de los individuos cazados.

Pero llamó especial atención que, sin decir que se debe frenar el progreso de las energías limpias, los parques eólicos, “mal distribuidos”, pueden amenazar al cóndor al estar ubicados en la trayectoria de vuelo de la especie.

De estas y otras conclusiones surgió una maravillosa iniciativa justo en el auditorio Consuelo Araujonoguera de la Biblioteca Departamental Rafael Carrillo Luquez: una gran red latinoamericana que permita trabajar en pro de la conservación del animal, a través de esfuerzos conjuntos por mejorar la identificación del censo poblacional, prevención de los factores de riesgo, entre otros trabajos coordinados.

Pronto iniciará la protocolización del funcionamiento de esta red. Así lo manifestó Edgar Patiño, director de la Red de Fauna y Flora Silvestre del departamento del Cesar, quien también mencionó que los países integrantes trabajarán por el buen uso de la información que se compartirá mientras exista este organismo.

De manera que nos complace el enorme provecho que se le sacó a esta congregación de científicos investigadores de la fauna en América. El próximo congreso será en Quito, Ecuador, en 2022.

Ojalá que para esta fecha el cóndor de los Andes sea declarado en ‘Amenaza’ pues actualmente está categorizado como ‘Cercano a la Amenaza’, cosa inaceptable para estos científicos, que protestaron por esto en Valledupar.

Siguenos como @El_Pilon