Publicidad
Categorías
Categorías
Columnista - 13 mayo, 2024

Iroka, árboles azules en Codazzi

Todo principio tiene su final, decía Ma’ Reyes, mi abuela sabia, que con sapiencia nos hacía caer en cuenta que no hay chorro que no termine en gota. Pues bien, desde el pasado 9 de mayo hasta el día 12 se desarrolló en Agustín Codazzi el ‘VII Festival Internacional de Poesía y Encuentro nacional de […]

Todo principio tiene su final, decía Ma’ Reyes, mi abuela sabia, que con sapiencia nos hacía caer en cuenta que no hay chorro que no termine en gota.

Pues bien, desde el pasado 9 de mayo hasta el día 12 se desarrolló en Agustín Codazzi el ‘VII Festival Internacional de Poesía y Encuentro nacional de declamadores Clemencia Tariffa’, importante evento cultural que, al decir de sus protagonistas e invitados, a pesar de su juventud, es hoy por hoy uno de los mejores eventos poéticos culturales de Colombia.

En esta oportunidad quiero resaltar un evento importante; en el marco del festival se presentó la revista ‘IROKA Árboles Azules’, cuyo propósito es abrir escenarios culturales y darle una dinámica textual a la historia y dejar por escrito el acontecer de esos maravillosos momentos.

Durante estos siete años del festival poético, la vivencia ha sido edificante y cada año la experiencia enriquecedora de los que vienen y van.

Encontramos en Agustín Codazzi una tierra de gente cálida y hospitalaria desde donde se observa parte de la cordillera oriental y su imponente Serranía de Perijá.

Y es precisamente en este territorio donde hemos vivido una experiencia sin igual y fue conocer de cerca la idiosincrasia de esta especial población: los yukpa del territorio ancestral IROKA.

Los yukpa son los últimos habitantes de la familia lingüística Caribe en Colombia que aún tiene viva su lengua y que lucha de manera denodada para conservar sus costumbres y tradiciones que se relatan en la espesura de la flora y el colorido de la fauna de la serranía del Perijá.

Iroka es naturaleza, es perdón y vida, la magia ancestral de un territorio lleno de gente que lucha por ser más que una simple definición de resguardo; donde hay mucho por conocer y por dar.

La historia del pueblo Yukpa es anterior a la historia de los habitantes que hoy ocupan gran parte del territorio ancestral de nuestro pueblo. Las costumbres, las creencias y la manera de decisión de nuestra gente son preeminentes a las lógicas de occidente.

La ley de origen, comunicada a todas nuestras generaciones, es la base de la comprensión de todo nuestro mundo y comportamiento, desde esta se desprenden los elementos fundamentales que constituyen el orden social, político y administrativo, manifiesta Alfredo Peña, gobernador del cabildo.

Y vivimos una experiencia maravillosa, las mujeres de la tribu nos recibieron con cánticos de bienvenida, nada más hermoso que ver la sonrisa de los niños, la alegría sublime de las mujeres que ofrecían sus artesanías. Este día el mundo conspiró de manera natural y espontánea para que poetas de diez países conocieran Iroka y supieran de su magia.

Valió la pena todo esfuerzo, valió la pena el tiempo que nos llevó llegar hasta allá. Aunque la vía está adecuadamente intervenida, no es fácil llegar, eso hizo el recorrido y el paseo más agradable; salimos avante.

Iroka es naturaleza pura, magia en la serranía y es también la nueva revista del Festival Internacional de Poesía y Encuentro nacional de declamadores Clemencia Tariffa.

Bienvenida esta nueva apuesta a la cultura, fomentada por Nidio Quiroz y la fundación Árboles Azules, dirigida por Maira Muñoz y no olviden que “en Codazzi hay poetas y hay poesía”. Sólo Eso.

Por Eduardo Santos Ortega Vergara

Columnista
13 mayo, 2024

Iroka, árboles azules en Codazzi

Feel the sand on your feet, not your wardrobe weight.
Eduardo S. Ortega Vergara

Todo principio tiene su final, decía Ma’ Reyes, mi abuela sabia, que con sapiencia nos hacía caer en cuenta que no hay chorro que no termine en gota. Pues bien, desde el pasado 9 de mayo hasta el día 12 se desarrolló en Agustín Codazzi el ‘VII Festival Internacional de Poesía y Encuentro nacional de […]


Todo principio tiene su final, decía Ma’ Reyes, mi abuela sabia, que con sapiencia nos hacía caer en cuenta que no hay chorro que no termine en gota.

Pues bien, desde el pasado 9 de mayo hasta el día 12 se desarrolló en Agustín Codazzi el ‘VII Festival Internacional de Poesía y Encuentro nacional de declamadores Clemencia Tariffa’, importante evento cultural que, al decir de sus protagonistas e invitados, a pesar de su juventud, es hoy por hoy uno de los mejores eventos poéticos culturales de Colombia.

En esta oportunidad quiero resaltar un evento importante; en el marco del festival se presentó la revista ‘IROKA Árboles Azules’, cuyo propósito es abrir escenarios culturales y darle una dinámica textual a la historia y dejar por escrito el acontecer de esos maravillosos momentos.

Durante estos siete años del festival poético, la vivencia ha sido edificante y cada año la experiencia enriquecedora de los que vienen y van.

Encontramos en Agustín Codazzi una tierra de gente cálida y hospitalaria desde donde se observa parte de la cordillera oriental y su imponente Serranía de Perijá.

Y es precisamente en este territorio donde hemos vivido una experiencia sin igual y fue conocer de cerca la idiosincrasia de esta especial población: los yukpa del territorio ancestral IROKA.

Los yukpa son los últimos habitantes de la familia lingüística Caribe en Colombia que aún tiene viva su lengua y que lucha de manera denodada para conservar sus costumbres y tradiciones que se relatan en la espesura de la flora y el colorido de la fauna de la serranía del Perijá.

Iroka es naturaleza, es perdón y vida, la magia ancestral de un territorio lleno de gente que lucha por ser más que una simple definición de resguardo; donde hay mucho por conocer y por dar.

La historia del pueblo Yukpa es anterior a la historia de los habitantes que hoy ocupan gran parte del territorio ancestral de nuestro pueblo. Las costumbres, las creencias y la manera de decisión de nuestra gente son preeminentes a las lógicas de occidente.

La ley de origen, comunicada a todas nuestras generaciones, es la base de la comprensión de todo nuestro mundo y comportamiento, desde esta se desprenden los elementos fundamentales que constituyen el orden social, político y administrativo, manifiesta Alfredo Peña, gobernador del cabildo.

Y vivimos una experiencia maravillosa, las mujeres de la tribu nos recibieron con cánticos de bienvenida, nada más hermoso que ver la sonrisa de los niños, la alegría sublime de las mujeres que ofrecían sus artesanías. Este día el mundo conspiró de manera natural y espontánea para que poetas de diez países conocieran Iroka y supieran de su magia.

Valió la pena todo esfuerzo, valió la pena el tiempo que nos llevó llegar hasta allá. Aunque la vía está adecuadamente intervenida, no es fácil llegar, eso hizo el recorrido y el paseo más agradable; salimos avante.

Iroka es naturaleza pura, magia en la serranía y es también la nueva revista del Festival Internacional de Poesía y Encuentro nacional de declamadores Clemencia Tariffa.

Bienvenida esta nueva apuesta a la cultura, fomentada por Nidio Quiroz y la fundación Árboles Azules, dirigida por Maira Muñoz y no olviden que “en Codazzi hay poetas y hay poesía”. Sólo Eso.

Por Eduardo Santos Ortega Vergara