Publicidad
Categorías
Categorías
Columnista - 20 abril, 2010

Escalona y el DAS

ENTRE OTRAS COSAS… Por: Dario Arregoces Escandaloso e inaudito, por decir lo menos, resulta a mi juicio, el caso de las interceptaciones ilegales –o chuzadas, como se las conoce coloquialmente- del Departamento Administrativo de Seguridad DAS, que da cuenta que este organismo, sin que mediara orden judicial, se atrevió a interceptar a congresistas, magistrados, candidatos […]

ENTRE OTRAS COSAS…

Por: Dario Arregoces
Escandaloso e inaudito, por decir lo menos, resulta a mi juicio, el caso de las interceptaciones ilegales –o chuzadas, como se las conoce coloquialmente- del Departamento Administrativo de Seguridad DAS, que da cuenta que este organismo, sin que mediara orden judicial, se atrevió a interceptar a congresistas, magistrados, candidatos presidenciales, abogados y políticos de la oposición y lo que es peor continua haciéndolo.
Entre los interceptados se encuentran los doctores Francisco Javier Rueda, actual presidente de la Corte Suprema de Justicia e Iván  Velásquez Gómez, magistrado auxiliar de dicha corporación, encargados de conocer procesos de personas vinculadas presuntamente con la “parapolítica”.
Las interceptaciones ilegales que comprometen las administraciones del ex director del DAS, Jorge Noguera, actualmente investigado por sus presuntos vínculos con el paramilitarismo, Andrés Peñate, quien a su vez responsabiliza a su director de inteligencia, Carlos Alberto Arzayus, y María del Pilar Hurtado, ex directora de la entidad.
Existen pruebas que indican que las interceptaciones ilegales proceden de la Casa de Nariño, pero el Gobierno ha dicho que jamás ha ordenado grabar a magistrados.
Se recuerda el caso watergate de Nixon, por la chuzada a una reunión del partido demócrata y que a la postre terminó con la renuncia del presidente.
Entre tanto, la Corte  Suprema de Justicia, se toma todo su tiempo en la designación del nuevo Fiscal General, en cumplimiento de lo preceptuado en el artículo  249 de la Carta Política que le otorga la facultad de elegirlo de la terna enviada por el presidente, la cual se encuentra integrada  por Margarita Cabello Blanco, Camilo Ospina y  Marco Antonio Velilla. Recordemos que la Corte rechazó la primera terna, por considerarla inviable y aclaró en su momento que las personas que la integran no son especializados en Derecho Penal y son muy allegadas al Gobierno. Desea entonces el Alto Tribunal, nombrar a alguien que más que comprometerse con el Gobierno se comprometa con la justicia y eso será después del siete de agosto.
Pero se preguntará Ud. amig@ lector@, sí ya se sabe que las chuzadas vienen del Palacio de Nariño, ¿quién las ordenó? Y se preguntará también qué tiene que ver  Escalona en todo esto?  La respuesta nos la da el propio maestro cuando en su canción La Custodia de Badillo nos dice: “…todavía no han dicho quién es el ratero, aunque todo el mundo sabe quien puede ser”.

Columnista
20 abril, 2010

Escalona y el DAS

Feel the sand on your feet, not your wardrobe weight.
Dario Arregoces

ENTRE OTRAS COSAS… Por: Dario Arregoces Escandaloso e inaudito, por decir lo menos, resulta a mi juicio, el caso de las interceptaciones ilegales –o chuzadas, como se las conoce coloquialmente- del Departamento Administrativo de Seguridad DAS, que da cuenta que este organismo, sin que mediara orden judicial, se atrevió a interceptar a congresistas, magistrados, candidatos […]


ENTRE OTRAS COSAS…

Por: Dario Arregoces
Escandaloso e inaudito, por decir lo menos, resulta a mi juicio, el caso de las interceptaciones ilegales –o chuzadas, como se las conoce coloquialmente- del Departamento Administrativo de Seguridad DAS, que da cuenta que este organismo, sin que mediara orden judicial, se atrevió a interceptar a congresistas, magistrados, candidatos presidenciales, abogados y políticos de la oposición y lo que es peor continua haciéndolo.
Entre los interceptados se encuentran los doctores Francisco Javier Rueda, actual presidente de la Corte Suprema de Justicia e Iván  Velásquez Gómez, magistrado auxiliar de dicha corporación, encargados de conocer procesos de personas vinculadas presuntamente con la “parapolítica”.
Las interceptaciones ilegales que comprometen las administraciones del ex director del DAS, Jorge Noguera, actualmente investigado por sus presuntos vínculos con el paramilitarismo, Andrés Peñate, quien a su vez responsabiliza a su director de inteligencia, Carlos Alberto Arzayus, y María del Pilar Hurtado, ex directora de la entidad.
Existen pruebas que indican que las interceptaciones ilegales proceden de la Casa de Nariño, pero el Gobierno ha dicho que jamás ha ordenado grabar a magistrados.
Se recuerda el caso watergate de Nixon, por la chuzada a una reunión del partido demócrata y que a la postre terminó con la renuncia del presidente.
Entre tanto, la Corte  Suprema de Justicia, se toma todo su tiempo en la designación del nuevo Fiscal General, en cumplimiento de lo preceptuado en el artículo  249 de la Carta Política que le otorga la facultad de elegirlo de la terna enviada por el presidente, la cual se encuentra integrada  por Margarita Cabello Blanco, Camilo Ospina y  Marco Antonio Velilla. Recordemos que la Corte rechazó la primera terna, por considerarla inviable y aclaró en su momento que las personas que la integran no son especializados en Derecho Penal y son muy allegadas al Gobierno. Desea entonces el Alto Tribunal, nombrar a alguien que más que comprometerse con el Gobierno se comprometa con la justicia y eso será después del siete de agosto.
Pero se preguntará Ud. amig@ lector@, sí ya se sabe que las chuzadas vienen del Palacio de Nariño, ¿quién las ordenó? Y se preguntará también qué tiene que ver  Escalona en todo esto?  La respuesta nos la da el propio maestro cuando en su canción La Custodia de Badillo nos dice: “…todavía no han dicho quién es el ratero, aunque todo el mundo sabe quien puede ser”.