Publicidad
Categorías
Columnista
28 abril, 2010

El fenómeno Mockus

Feel the sand on your feet, not your wardrobe weight.
Basilio Padilla

Por: Basilio Padilla El ascenso vertiginoso del candidato del partido verde, Antanas Mockus, tiene varias explicaciones, siendo una de ellas el hecho de que a pesar de que el presidente Uribe ha sido una de las figuras más populares en la historia del país, llega el momento en que la política de confrontación y los […]


Por: Basilio Padilla

El ascenso vertiginoso del candidato del partido verde, Antanas Mockus, tiene varias explicaciones, siendo una de ellas el hecho de que a pesar de que el presidente Uribe ha sido una de las figuras más populares en la historia del país, llega el momento en que la política de confrontación y los enormes gastos para mantener el aparato militar, llegan al fin de la tolerancia ciudadana.

Todos, por supuesto, no olvidaremos los negros momentos del secuestro y la vida en los escondites denuestras propias casas, pero el momento para iniciar la segunda etapa de este proceso histórico ha llegado. Para propósitos prácticos la campaña presidencial se decidirá entre dos candidatos: Juan Manuel santos y Antanas Mockus, que a la postre tienen filosofías y programas que difieren en la dirección que el país debe tomar. El primero hereda las riendas del presidente Uribe y el segundo, una corriente popular sin igual, que prácticamente ha explotado en las últimas semanas, haciéndolo una de las figuras más populares de Colombia y el mundo, como lo muestran las corrientes de internet y Facebook. Todo indica que esta súbita popularidad de Mockus tiene que ver con la preocupación ciudadana de alejarse de los conflictos y darle más énfasis a la cuestión social, eliminar la inequidad y la pobreza por las cuales atravesamos.
A nivel internacional se repite en Colombia el fenómeno Obama, que exactamente representaba los deseos del público americano de terminar con las guerras de Iraq y Afganistán; traer los soldados a casa y dedicar estos enormes recursos a la restauración social del país. Los problemas con Venezuela, Ecuador y Nicaragua no ayudan a Juan Manuel Santos, aunque tenemos que admitir la directa intromisión en nuestros asuntos por parte del presidente Chávez que persiste en sus políticas erróneas socialistas-comunistas y las ideas bolivarianas de un gran “estado”, manejado por él, con la ayuda de Cuba, Rusia y otras figuras tiránicas como el presidente de Irán.
Parte de lo que el país está pensando es la continuación de esta lucha por parte del candidato del partido de la U. En cuanto a las relaciones con los E.U., veo un mejor entendimiento de Mockus con la administración Obama, debido más que todo a las filosofías que ambas personas poseen. Europa se regocijaría, debido a las constantes críticas de violaciones a derechos humanos que ellos hacen, que a propósito han sido muy injustas hacia el presidente Uribe. Obedece esto a las tendencias muy liberales del viejo continente, donde a menudo se les da apoyo económico y filosófico a grupos terroristas.
Las próximas cuatro semanas serán cruciales para estos dos candidatos y el resto del grupo buscara sus alianzas, después de la primera vuelta. Veo difícil el triunfo en esta primera vuelta, debido más que todo al hecho de que todos  han prometido quedarse en la campaña al menos hasta esta primera vuelta.  Los partidos tradicionales por ahora han sido relegados y ello ha sido a causa de la pérdida de identidad política, especialmente del partido conservador que ha gobernado con el presidente Uribe. Por esta razón la candidata NoemíSanín, atraviesa en estos momentos la salida de muchos adeptos que han afectado sus números en las encuestas. Parte de esto ha sido la gran lealtad de Andrés Felipe Arias al presidente Uribe. Las adhesiones, siguiendo la primera vuelta serán importantes, pero si la enorme corriente popular de Mockus continua, nadie la podrá detener.