Publicidad
Categorías
Categorías
Columnista - 7 mayo, 2010

De nuevo a la rutina

Algo sobre Por: José Romero Churio Bueno, ya pasó el Festival de la Leyenda Vallenata, son cinco días de diversión que trastocan la rutina en la ciudad de Valledupar. En estos días llegan muchos turistas, cuya mayoría bebe whisky Old Parr o cualquier licor, hasta que el cuerpo les aguante. Generalmente, tanto propios como extraños, […]

Algo sobre

Por: José Romero Churio

Bueno, ya pasó el Festival de la Leyenda Vallenata, son cinco días de diversión que trastocan la rutina en la ciudad de Valledupar. En estos días llegan muchos turistas, cuya mayoría bebe whisky Old Parr o cualquier licor, hasta que el cuerpo les aguante.
Generalmente, tanto propios como extraños, según sus posibilidades, disfrutan los diferentes eventos del Festival; mas sin embargo, algunos aprovechan la ocasión para el rebusque económico y, obviamente,  como siempre, los amigos de lo ajeno tampoco desaprovechan la oportunidad que les brinda la tan concurrida festividad.
Como ocurre cada cuatro años, la elección presidencial se hace un mes después del Festival Vallenato, escenario propicio para mostrarse los candidatos, este año la coyuntura fue el foro sobre la importancia de la creación de la Región Caribe que tuvo numerosa votación en los comicios parlamentarios del pasado marzo. Esperemos a ver si este deseo de los caribeños colombianos termina en realidad.
Como estamos en el final de la campaña electoral presidencial, retomo la rutina de difundir cual es el candidato que más le conviene al país. Para mí, ya lo he dicho, pero lo repito, es Antanas Mockus; porque entre todos los candidatos es el único que tiene los antecedentes y los atributos para gobernar con justicia y austeridad, además cuenta con la fórmula vicepresidencial que no es un simple formalismo sino su complemento. Con precedentes y características similares.
Mientras Juan Manuel Santos encabezaba con amplio margen las encuestas de intención de voto, todo era un proselitismo dentro del respeto con pocas afrentas entre los candidatos. Apenas surge el repunte de  Mockus le empiezan a lanzar críticas despreciativas, ahora cuando aparece de primero con considerable porcentaje, no se conforman con menoscabarlo, sino que contratan  al venezolano J.J. Rendón, reconocido asesor internacional especialista en publicidad sucia.
Con el fin de atraer estudiantes, el mismo candidato del oficialismo, se declara consumidor de alucinógenos, práctica que condena el presidente Uribe, cuyas dosis mínimas o personales ha intentado penalizar.  Para colmo de males, por fortuna también en contra de Santos, sus seguidores, expertos en materia de crímenes,  desde internet  amenazan de muerte a Mockus.
La valla publicitaria montada en Villavicencio es lo más sucio que se ha visto en el país, si fue concebida por un publicista nativo, para que diantres contrataron al tal J.J. Rendón, quien en verdad, sería un novato; claro está, en caso que no haya sido su autor el publicista político venezolano que, en realidad,  sólo es comparable con Yair Klein el mercenario judío, actualmente prisionero en Rusia, pedido en extradición a Colombia como acusado de ser el instructor de narcotraficantes y paramilitares en la enseñanza de torturas y muertes atroces.
Cuan equivocados están los que creen y pregonan que Mockus no tiene los pantalones bien puestos para enfrentar a la guerrilla. Bien lo saben los politiqueros, que con Mockus les iría muy mal, en cambio con Santos seguirían igual o mejor, porque en marrullería es peor que Uribe.

¡HORRIBLE!: el maltrato de menores, es inconcebible el comportamiento de los padres y padrastros que castigan brutalmente a sus hijos y más reprochable aún  si lo hacen como venganza de sus compañeras sentimentales.

Columnista
7 mayo, 2010

De nuevo a la rutina

Feel the sand on your feet, not your wardrobe weight.
José Romero Churio

Algo sobre Por: José Romero Churio Bueno, ya pasó el Festival de la Leyenda Vallenata, son cinco días de diversión que trastocan la rutina en la ciudad de Valledupar. En estos días llegan muchos turistas, cuya mayoría bebe whisky Old Parr o cualquier licor, hasta que el cuerpo les aguante. Generalmente, tanto propios como extraños, […]


Algo sobre

Por: José Romero Churio

Bueno, ya pasó el Festival de la Leyenda Vallenata, son cinco días de diversión que trastocan la rutina en la ciudad de Valledupar. En estos días llegan muchos turistas, cuya mayoría bebe whisky Old Parr o cualquier licor, hasta que el cuerpo les aguante.
Generalmente, tanto propios como extraños, según sus posibilidades, disfrutan los diferentes eventos del Festival; mas sin embargo, algunos aprovechan la ocasión para el rebusque económico y, obviamente,  como siempre, los amigos de lo ajeno tampoco desaprovechan la oportunidad que les brinda la tan concurrida festividad.
Como ocurre cada cuatro años, la elección presidencial se hace un mes después del Festival Vallenato, escenario propicio para mostrarse los candidatos, este año la coyuntura fue el foro sobre la importancia de la creación de la Región Caribe que tuvo numerosa votación en los comicios parlamentarios del pasado marzo. Esperemos a ver si este deseo de los caribeños colombianos termina en realidad.
Como estamos en el final de la campaña electoral presidencial, retomo la rutina de difundir cual es el candidato que más le conviene al país. Para mí, ya lo he dicho, pero lo repito, es Antanas Mockus; porque entre todos los candidatos es el único que tiene los antecedentes y los atributos para gobernar con justicia y austeridad, además cuenta con la fórmula vicepresidencial que no es un simple formalismo sino su complemento. Con precedentes y características similares.
Mientras Juan Manuel Santos encabezaba con amplio margen las encuestas de intención de voto, todo era un proselitismo dentro del respeto con pocas afrentas entre los candidatos. Apenas surge el repunte de  Mockus le empiezan a lanzar críticas despreciativas, ahora cuando aparece de primero con considerable porcentaje, no se conforman con menoscabarlo, sino que contratan  al venezolano J.J. Rendón, reconocido asesor internacional especialista en publicidad sucia.
Con el fin de atraer estudiantes, el mismo candidato del oficialismo, se declara consumidor de alucinógenos, práctica que condena el presidente Uribe, cuyas dosis mínimas o personales ha intentado penalizar.  Para colmo de males, por fortuna también en contra de Santos, sus seguidores, expertos en materia de crímenes,  desde internet  amenazan de muerte a Mockus.
La valla publicitaria montada en Villavicencio es lo más sucio que se ha visto en el país, si fue concebida por un publicista nativo, para que diantres contrataron al tal J.J. Rendón, quien en verdad, sería un novato; claro está, en caso que no haya sido su autor el publicista político venezolano que, en realidad,  sólo es comparable con Yair Klein el mercenario judío, actualmente prisionero en Rusia, pedido en extradición a Colombia como acusado de ser el instructor de narcotraficantes y paramilitares en la enseñanza de torturas y muertes atroces.
Cuan equivocados están los que creen y pregonan que Mockus no tiene los pantalones bien puestos para enfrentar a la guerrilla. Bien lo saben los politiqueros, que con Mockus les iría muy mal, en cambio con Santos seguirían igual o mejor, porque en marrullería es peor que Uribe.

¡HORRIBLE!: el maltrato de menores, es inconcebible el comportamiento de los padres y padrastros que castigan brutalmente a sus hijos y más reprochable aún  si lo hacen como venganza de sus compañeras sentimentales.