27 noviembre, 2014

Aguachica no aguanta más basura de afuera

En el Concejo Municipal se debatió ayer el problema de las basuras de Barrancabermeja que están llegando a Aguachica.

En conclusión, el interventor y los concejales llaman la atención al Director de Corpocesar para que revise la licencia otorgada e impedir el depósito de las basuras de otros municipios en Aguachica. Cortesía / EL PILÓN

Un debate realizado ayer en el Concejo de Aguachica, generó polémica por la discusión sobre los desechos que están llegando al relleno sanitario de esta población, provenientes de Barrancabermeja y otros municipios de Santander y sur del Cesar.
A La sesión ordinaria que comenzó a las 9:00 de la mañana y a la que asistieron el gerente municipal de la empresa Aseo Urbano, Jonathan Sánchez y el subdirector ambiental de Corpocesar, Leuger Cortez Orduz para que dieran explicación en cuanto a la licencia ambiental y a las toneladas que por semana llegando al relleno sanitario de esta ciudad.
A ese debate también fueron convocados el Personero Municipal, la Secretaria de Gobierno, la Directora del Dasa, la Gerente de la Empresa de Servicios Públicos, el asesor jurídico del Municipio, los Vocales de Control, el Secretario Departamental del Medio Ambiente y la Interventoría del contrato con Aseo Urbano.

 

Para Diomar Pino, gerente de la Empresa de Servicios públicos de Aguachica, las informaciones entregadas por el Gerente de Aseo Urbano y Corpocesar, son erróneas y contrarias a las cargadas en el SUI, y a los datos del estudio ambiental para generar la licencia ambiental.

Se inició la intervención con el gerente de Aseo Urbano, Jonathan Sánchez, que generó dudas porque la información no concuerda con la que está registrada en el Sistema Único de Información SUI, lo que además fue controvertido por el Gerente de la Empresa públicas de Aguachica como interventor del contrato de recolección de basuras y operación del relleno sanitario.
De igual forma intervino Leuger Cortez Orduz, subdirector de Corpocesar, quien señaló que “la Corporación Autónoma se acogió a la normas y a lo señalado en el decreto 2981 y no estamos facultados para impedir el arribo de basuras desde Barrancabermeja y otros municipios más hasta Aguachica; así mismo está facultado para depositar hasta 369 mil metros cúbicos durante la vigencia de 10 años del contrato de concesión de Aseo Urbano”.
Para la interventoría que hace la empresa de servicios públicos de Aguachica a el operador Aseo Urbano existe un cúmulo de irregularidades e información errónea en la operación del relleno sanitario Las Bateas.
Por su parte, el gerente de la Empresa de Servicios públicos de Aguachica, Diomar Alfonso Pino González dijo que el hecho de que Aseo Urbano acepte el depósito de basuras de 22 municipios en el relleno sanitario, existe una serie de mentiras que causan o generan incertidumbre en la verdad sobre el contrato de la recolección y administración y operación del relleno sanitario.
Para el funcionario de la interventoría del contrato que usufructúa Aseo Urbano, “las inquietudes no son desde ahora si no desde que llegamos a la empresa de servicios públicos de Aguachica ESPA, porque en el tema de las basuras que están recibiendo en el relleno sanitario y las informaciones y respuestas entregadas por el gerente de Aseo Urbano y el Subdirector de Corpocesar no son muy claras y contrario a lo informado por el Gerente de Aseo Urbano, sí existe y si se está generando un mayor impacto ambiental el traer más basuras a Aguachica”.
De igual forma, el Asesor Jurídico Fredy Martínez dijo que “El predio del relleno es un bien fiscal y tiene connotaciones jurídicas distintas a un bien particular; son bienes imprescriptibles, inajenables e intransferibles, excepto que autorice la transferencia en este caso el Concejo de la ciudad”.

 

Por Yesid Torres/ EL PILÓN