27 abril, 2021

Agua de la ciénaga de Zapatosa no está contaminada: Salud Ambiental del Cesar

La mortandad de peces en la ciénaga de Zapatosa sería por falta de oxígeno y no por contaminación.

Las muestras fueron tomadas a finales de marzo de 2021.

Luego de un mes de análisis de las muestras de agua tomadas en la ciénaga de Zapatosa, con jurisdicción del corregimiento de La Candelaria, perteneciente al municipio de Chimichagua, para determinar qué ocasionó la mortandad de peces de la especie de arencas, conocida también como sardina o ‘sin orgullo’, la Oficina de Salud Ambiental de la Secretaría de Salud del Cesar determinó que no se encontraron agroquímicos que pudieran influir en la muerte de los peces.

 De acuerdo al referente de calidad de agua y saneamiento básico de dicha sectorial, Edgar Arévalo Quintero, en las muestras de agua recolectada y analizada por tratarse de agua cruda o sin tratamiento arrojan presencia de coliformes fecales, producto de materia fecal animal o humana, lo cual no afecta la calidad del agua ni la vida de las especies acuáticas. 

Lea también: Denuncian presunta intervención irregular sobre la margen derecha del río Guatapurí

Explicó que se halló bacterias coliformes que se encuentran en mayor abundancia en la capa superficial del agua o en los sedimentos del fondo. 

“Los coliformes totales se definen como bacilos gram negativos, aerobios o anaerobios facultativos, no esporulados que pueden desarrollarse en presencia de sales biliares y otros agentes tensoactivos con propiedades similares de inhibición del crecimiento, no tienen citocromo oxidasa y son capaces de fermentar la lactosa con producción de ácido, gas y aldehido, en un periodo de 24 a 48 horas. Se pueden encontrar tanto en las heces como en el medio ambiente y en el agua para consumo con concentraciones de nutrientes relativamente elevadas”, dijo el experto en calidad de agua. 

Además explicó que los resultados de los analitos  (componente de interés analítico)  físico-químicos como el mercurio, arsénico, cadmio y plomo, los cuales son considerados de importancia ambiental debido a los efectos nocivos para la vida y salud de los seres vivos, no arrojaron niveles de concentraciones por encima del límite permisible.

“Otros analitos fisicoquímicos como los nitritos, nitratos y sulfatos no arrojaron datos por encima de los límites permisibles. Hay que tener en cuenta que estos compuestos se encuentran de forma natural en las fuentes hídricas y en los suelos, por lo general las concentraciones de dichos compuestos suelen ser bajas; sin embargo, cuando se presentan alzas en las concentraciones puede ser debido a escorrentías de tierras agrícolas o contaminación antrópica”, refirió Arévalo Quintero. 

Le puede interesar: Hacer sostenibles las economías del Cesar, el reto ambiental del siglo XXI

Esta situación de peces muertos se produjo a inicios de marzo de este 2021, en ese entonces el coordinador del Pomca de Corpocesar, Libardo Lascarro, indicó que se podría estar presentando por falta de oxígeno en el agua. 

“Hay que partir que este sector es una bahía, que no es agua abierta por así decirlo, no tiene un oleaje permanente que hace que el agua se oxigene  y por tanto tiene mucha productividad primaria, es decir, plantas microscópicas que están en la columna de agua; además, de acuerdo con los estudios que hemos hecho en esta parte de la ciénaga se presenta una gran cantidad de salina,  sobre todo en el verano generando piedras calizas encontrando PH por encima de 10“, expresó Lascarro.