5 mayo, 2020

Aceptó que mató a menor de edad en Chiriguaná

El sujeto de 24 años de edad, quien prestó el servicio militar, se allanó a los cargos por feminicidio agravado pero se declaró inocente por el otro delito de acceso carnal violento.

Ante un juez promiscuo de Chiriguaná el exmilitar Gustavo Andrés Simanca Gómez, aceptó que asesinó a Michel Yulieth Lara García, de 12 años de edad, en hecho sucedidos en el corregimiento La Sierra. 

El sujeto de 24 años de edad, quien prestó el servicio militar, se allanó a los cargos por feminicidio agravado pero se declaró inocente por el otro delito de acceso carnal violento. 

Esto a pesar que el dictamen de Medicina Legal, develado por el alcalde del municipio, Carlos Iván Caamaño, arrojó que la pequeña fue abusada sexualmente y pereció por estrangulamiento con una soga. 

No obstante, con el primer delito se expone a recibir una pena de prisión que oscila entre 41 a 50 años. 

Para demostrar su responsabilidad la Fiscalía contó con varios testimonios que dieron cuenta que las últimas horas de vida la niña las vivió con su ahora confeso victimario. 

Lee aquí también: Crisis en el sector salud de Valledupar: despidos y anuncio de cese de actividades

En la línea de tiempo se logró recaudar trece testimonios al igual que la inspección del lugar de los hechos donde se pudieron recolectar las pruebas que son el acervo probatorio para esta judicialización. Los testimonios coinciden en que esta persona había sido la última con la cual la niña había estado donde le estaba enseñando a conducir motocicleta y desaparece”, dijo el coronel Jesús Manuel Valencia De los Reyes, comandante de Policía Cesar. 

La fiscalía también pidió al juez que Simanca Gómez fuera enviado a prisión, solicitud que el administrador de justicia avaló y acogió. 

El crimen de Michel Lara García causó conmoción en los distintos sectores de la sociedad cesarense, sobre todo en el corregimiento donde residía la niña, por eso la Policía Nacional anunció que realizan un especial acompañamiento.

Se está llevando a cabo un acompañamiento directo en el corregimiento de la Sierra y en el municipio con infancia y adolescencia precisamente para prevenir estos hechos”, agregó el coronel De los Reyes Valencia. 

EL FEMINICIDA

Gustavo Andrés Simanca Gómez no era un extraño para la menor de edad puesto que con frecuencia llegaba a la vivienda donde ella residía con la señora que la tenía por más de tres años. 

La última vez que habían visto a Michel Lara fue en la tarde del pasado 30 de abril, cuando la vieron subirse en la motocicleta de Simanca Gómez. 

Pasada las horas y al caer la tarde la señora a cargo de la menor decidió buscarla en las calles del corregimiento con la comunidad pero no lo logró, por lo que dio aviso a la Policía Nacional. Las autoridades emprendieron la búsqueda y lograron determinar que la última persona que vio con vida a la niña fue Simanca Gómez, razón por la que lo llevan a interrogatorio y terminó confesando el aberrante suceso. 

De igual manera el hombre, accedió a llevar a los uniformados a un sector conocido como Damasco donde la había tirado.

El espeluznante hallazgo hizo que la comunidad estallara en furia y las autoridades se vieran obligadas a trasladar a la familia de Simanca al municipio de Curumaní.