Publicidad
Judicial - 22 julio, 2022

Pagará más de 34 años de prisión por matar a su pareja en Valledupar

Diógenes Júnior Altahona Sulbarán purgará una condena por el delito de feminicidio agravado. 

 Luiselen Michelle Rodríguez Linares y Diógenes Júnior Altahona Sulbarán.
Luiselen Michelle Rodríguez Linares y Diógenes Júnior Altahona Sulbarán.

Diógenes Júnior Altahona Sulbarán, recordado por haber matado brutalmente a su compañera sentimental en un inmueble del barrio Simón Bolívar, fue condenado a pagar 34 años y siete meses de prisión en Valledupar. 

La sentencia la profirió el Juzgado Primero Penal del Circuito con Función de Conocimiento en contra de Altahona Sulbarán por el delito de feminicidio agravado, endilgado por la Fiscalía 17 seccional. La pena pudo haber sido mayor de no ser porque el sujeto decidió allanarse a los cargos mediante un preacuerdo que su defensa realizó con la Fiscalía con el fin de terminar por anticipado el proceso. 

El hombre se encuentra recluido en la estación La Permanente, pero sería trasladado a una de las dos cárceles de la ciudad.

Según la investigación, Diógenes Júnior Altahona Sulbarán y Luiselen Michelle Rodríguez Linares, de nacionalidad venezolana, llevaban ocho años conviviendo juntos con sus dos pequeñas hijas de 3 y 5 años de edad, pero para la época presentaron problemas de convivencia debido a que la mujer al parecer se quería separar.

Por tal razón, la pareja tenía discusiones constantemente y un día antes del hecho Diógenes Júnior Altahona amenazó a su compañera sentimental con hacerle daño cuando esta fue a llevarle comida en el lavadero donde trabajaba. 

Así las cosas, Diógenes Júnior Altahona en el amanecer del 30 de enero una vez Luiselen Michelle Rodríguez terminó de arreglar a sus hijas, este las sacó al patio de la vivienda y apuñaló con sevicia a la mujer. 

Los gritos de la femenina fueron escuchados por los vecinos que residían en los otros apartamentos ubicados en un patio común. Al salir dos de ellos a mirar lo qué sucedía encontraron en el patio a Diógenes Altahona manchado de sangre, quien le manifestó a uno de ellos que no dejaran entrar a las menores al inmueble. 

A pesar de que Diógenes quiso escapar fue atrapado por la comunidad y capturado por la Policía Nacional el mismo día del hecho.