21 septiembre, 2017

Recapturado presunto ‘cerebro’ de doble asesinato en Garupal

Miembros del Cuerpo Técnico de Investigación –CTI- de la Fiscalía recapturaron a Agustín Elías Oñate Rodríguez, en atención a una orden librada en su contra por los delitos de homicidio agravado, tentativa de homicidio y fabricación, tráfico y porte ilegal de armas de fuego, en el marco de la investigación por la muerte de dos integrantes de una familia en el barrio Garupal de Valledupar.

Miembros del Cuerpo Técnico de Investigación –CTI- de la Fiscalía recapturaron a Agustín Elías Oñate Rodríguez, en atención a una orden librada en su contra por los delitos de homicidio agravado, tentativa de homicidio y fabricación, tráfico y porte ilegal de armas de fuego, en el marco de la investigación por la muerte de dos integrantes de una familia en el barrio Garupal de Valledupar.

El operativo fue adelantado en la zona portuaria de Barranquilla, tras haber quedado en libertad por vencimiento de términos y será trasladado a Valledupar bajo estrictas medidas de seguridad.

La masacre por la que es procesado este hombre ocurrió el 24 de noviembre de 2009, en la manzana 39 del barrio Garupal de Valledupar. A las 10:15 de la mañana, a una de las viviendas del sector irrumpieron varios hombres armados y tras reducir a la impotencia a toda la familia Sanabria Acosta, los obligaron a caminar hasta el patio, dónde comenzaron a dispararles, asesinando a Blanca Inés Acosta Silva, de 44 años, y a su hijo Jesús Andrés Sarabia Acosta, de 9 años. En la misma acción criminal resultaron gravemente heridos el comerciante Javier Sarabia Arango y su hijo Francisco Javier Sarabia Acosta, a quienes los sicarios.

Según las investigaciones, el crimen estaría relacionado con una 20 millones de pesos que Javier Sarabia Arango prestó a Oñate Rodríguez, quien habría organizado el atentado para matarlo junto a su familia y no pagar la deuda.
Oñate Rodríguez, según reza en el expediente, se había negado a pagar la deuda y al parecer contrató a unos pistoleros para atentar contra la familia Sarabia Acosta. Luego de la balacera, las autoridades capturaron a uno de los sicarios, Luis Alberto García Castro, quien ya fue condenado.

Por Abdel Martínez Pérez /EL PILÓN