17 febrero, 2021

Olmar Calderón, un vallenato que sueña con ser figura en el Deportivo Cali

El defensor central vallenato, Olmar Calderón, llegó al Deportivo Cali (en categorías menores) hace dos años y seis meses en busca de su sueño: ser jugador profesional. Sus inicios fueron en el Club Rayo Vallecano, de la mano del entrenador Rubén López.

A sus 17 años de edad, Olmar Calderón ha jugado contra futbolistas mayores que él en los entrenamientos del Deportivo Cali.

FOTO/CORTESÍA.

El Deportivo Cali es uno de los clubes en Colombia cuya fortaleza son sus categorías menores, de las cuales hace parte un vallenato. Se trata del defensor central Olmar Calderón, quien llegó al cuadro ‘azucarero’ luego de cumplir una destacada participación en la ciudad de Santa Marta con el Club Alhilal, donde se coronó campeón, lo que le permitió llegar al cuadro vallecaucano, escuadra con la que tiene las aspiraciones claras: salir campeón en Colombia y llegar al fútbol internacional.

Lee también: Patinadores regresaron a Valledupar con ocho medallas

No obstante, su llegada al cuadro ‘azucarero’ no fue en buenas condiciones, puesto que el deportista atravesaba por una lesión, aun así, los vallecaucanos confiaron en su talento y lo incluyeron en las fuerzas básicas del club. 

Siempre estaré agradecido con el club (Deportivo Cali) porque yo llegué con una lesión y aquí me ayudaron con los trabajos de recuperación, siempre estuvieron pendientes de mí, me dieron ese calor de una familia y por ello me siento muy bien de estar acá aprendiendo lo que nos enseñan los entrenadores”, dijo Olmar Calderón.

ASPIRACIONES EN EL DEPORTIVO CALI

Como todo juvenil, el vallenato Olmar Calderón también aspira a ser un ídolo en su equipo, jugar en el futbol internacional y dejar en alto el nombre de Valledupar y el país.

Lo primordial sería quedar campeón, jugar muchos partidos con el club, luego me gustaría ir al fútbol europeo, quedar campeón también. Me gustaría jugar en el Real Madrid, Barcelona o la Real Sociedad porque la Liga de España es una de las más grandes del mundo”, agregó.

No dejes de leer: Con un ‘póker’ de Carlos Rivas, Valledupar FC goleó al Bogotá

Cabe reseñar que en el Deportivo Cali actúan los vallenatos Jorge Arias y Carlos Robles, pero aún no han tenido contacto en la cancha con Calderón, pese a que las inferiores del club verdiblanco realizan entrenamientos con la plantilla profesional.

He jugado partidos contra el equipo profesional, donde el profesor (Alfredo Arias) evalúa el trabajo de la cantera por igual para acondicionarnos. Aún no me he enfrentado a los vallenatos (Arias y Robles), pero traté con Jorge Arias en unas veedurías realizadas en Valledupar para elegir al equipo que participaría en el Torneo Youth Cup, que se jugó en Francia, y allí tuve la oportunidad de conversar con él para pedirle un consejo porque él también juega como central”, manifestó.

¿POR QUÉ NO JUGÓ PARA EL VALLEDUPAR FC?

Para quienes practican el fútbol y se encaminan al profesionalismo en esta zona del país, el Valledupar Fútbol Club debería ser la estación obligada para mostrar sus capacidades; no obstante, se han registrado casos de futbolistas nacidos en la ciudad que llegaron a la primera o segunda división del rentado nacional sin pasar por el equipo vallenato.

Uno de esos casos es el de Calderón, quien asegura que tuvo la puerta abierta, pero su deseo de ser jugador iba un poco más allá y por eso buscó cumplir sus sueños donde hubiera “mayores oportunidades”, por lo que recaló en el departamento del Magdalena y posteriormente al Deportivo Cali.

Te puede interesar: Investigan crimen de Míster Guajira: la novia dijo que fue un hurto

Cabe resaltar que su proceso como jugador también ha sido observado por la Selección Colombia y ha tenido la oportunidad de integrar microciclos con los equipos de las fuerzas básicas.

SUS INICIOS EN EL FÚTBOL

Su carrera deportiva se da en Valledupar debido a que el entrenador Rubén Darío López lo integra al Club Rayo Vallecano desde muy niño y a partir de allí hace su carrera como futbolista. Después llega al Club Deportivo Alhilal de Santa Marta, donde se consagró campeón del Torneo Nacional sub-15, siendo el capitán del equipo y de allí es transferido al Deportivo Cali.

En el terreno de juego comencé como arquero, pero descubro que eso no es lo mío, pese a que era muy bueno en el arco, no sentía las ganas de quedarme en ese lugar. Tuve una conversación con el profe Rubén (López) en la que le dije que me cambiara de posición, una donde pudiera disfrutar más el fútbol; fue entonces donde comienzo a jugar como defensor central y quedé enamorado de esa posición en el campo”, relató el zaguero central.

EL PILÓN / ROBERT CADAVID.