16 septiembre, 2021

Nanotecnología: la nueva apuesta que quieren impulsar estudiantes de la UPC

Estudiantes de la Universidad Popular del Cesar, UPC, buscarán utilizar la nanotecnología para mejorar las practicas agropecuarias del Cesar, promover el desarrollo sostenible y la innovación biotecnológica en el departamento.

En marzo del 2022 se anunciarán los proyectos que serán financiados.

Un grupo de estudiantes de la Universidad Popular del Cesar, UPC, presentarán ante Colciencias un proyecto que buscará impulsar la investigación en nanociencia en el departamento. Esta iniciativa tiene como propósito establecer un ‘Centro de innovación nanotecnológica del Cesar’ en las instalaciones de la institución superior para promover la biotecnología y el desarrollo sostenible por medio de la manipulación de la materia.

De acuerdo con Juan Nacimiento, representante de los estudiantes ante el Consejo Superior Universitario, CSU, Colciencias abrió una convocatoria a nivel nacional para impulsar proyectos enfocados en el desarrollo de los departamentos con la utilización de prácticas tecnológicas amigables con el medio ambiente e innovadoras.

Mencionó también que los proyectos que cumplan con los requisitos de evaluación serán financiados a través del Sistema General de Regalías, SGR. La convocatoria cierra el próximo 25 de septiembre, y las iniciativas aprobadas serán anunciadas en marzo del 2022.

“Actualmente en el Cesar hay grupos de investigación de alto reconocimiento que están trabajando con la nanotecnología. Están desarrollando estudios en el área de la óptica, nanosensores, entre otros campos porque la nanociencia puede enfocarse en casi todas áreas del conocimiento”, manifestó Nacimiento.

En ese sentido, aseveró que en la UPC hay unos grupos de investigación que pertenecen al programa de maestría en Física, los cuales están adelantando estudios en el campo de la nanotecnología para el sector agropecuario, pero carecen de elementos para realizar los procesos a gran escala.  

Según los estudiantes, por medio de la convocatoria solicitarán la dotación completa del equipo necesario para la identificación de las estructuras de los nanomateriales, nanopartículas, extracción de las mismas y demás componentes para llevar a cabo las investigaciones.

Uno de los implementos que necesitan adquirir son los microscopios electrónicos que sirven para observar las nanopartículas. Los estudiantes comentaron que actualmente se están diseñando formas novedosas para obtener las nanopartículas a través de la síntesis verde.

Anteriormente se utilizaban procesos químicos que generaban residuos contaminantes y elementos tóxicos, pero con la síntesis verde “se están desarrollando procesos accesibles y económicos para departamentos como el Cesar”, dijo Nacimiento.

De acuerdo con conocedores del tema, la síntesis verde ha permitido la formación de nanoestructuras metálicas a partir del uso de plantas, bacterias, hongos, plantas o sus extractos por lo que es una alternativa no tóxica, amigable con el medio ambiente.

EL CESAR QUIERE SER PIONERO  

Un grupo de estudiantes de maestría en Física de la Universidad Popular del Cesar están impulsando un proyecto con plantas endémicas como el cañaguate, tamarindo y el corozo con el propósito de determinar cuál es la estructura de las nanopartículas que pueden surgir si se aplica la síntesis verde. La iniciativa está a cargo de la investigadora Daniela Téllez, estudiante de maestría en Física de la institución superior.

De acuerdo con Juan Nacimiento, el propósito fundamental del proyecto es que la UPC y el departamento se vuelvan referentes regionales en la investigación de nanopartículas para que investigadores de otros territorios lleguen al Cesar para utilizar el espacio que se dispondría en la universidad para los estudios en ese campo.

“Que vengan profesionales de otras partes del país a realizar sus investigaciones en el Cesar traerá beneficios económicos porque tendrán que alquilar los laboratorios, habrá un intercambio de saberes y retroalimentación. Además, la posibilidad de que haya un centro de innovación nanotecnológico también beneficiará a las demás ciencias que quieran incursionar en esta materia”, argumentó.

¿SE BENEFICIARÍA LA AGROINDUSTRIA?

Los estudiantes explicaron queestán investigando los beneficios de la nanociencia en el campo de la agricultura porque es una de las áreas que ha obtenido mayores avances, ya que está siendo utilizada para crear plaguicidas con impacto ambiental cero. Acotaron que la meta es innovar en el campo cesarense y más adelante producir “un plaguicida originado en Valledupar con estratos de síntesis verde de cañaguate”.

“Las nanociencia sería de gran beneficio para la agroindustria y permitiría la continuidad de algunos tipos de plantas que se encuentra en peligro de extinción. Además de que también es utilizada para evitar pestes en los animales e infecciones”, argumentó Juan Nacimiento. Finalmente, el estudiante explicó que las nanopartículas pueden utilizarse para filtrar los residuos del agua porque cumplen con las características  para procesar el preciado líquido de Valledupar, una alternativa viable para mejorar la calidad del agua del municipio y del departamento.

Por: Namieh Baute Barrios / EL PILÓN