18 julio, 2020

María de las Mercedes, la historia de un porro

‘María de las Mercedes’ es el nombre que recibe un porro pelayero grabado por la Banda 19 de Marzo de Laguneta, Córdoba en 1995

‘María de las Mercedes’ es el nombre que recibe un porro pelayero grabado por la Banda 19 de    Marzo de Laguneta, Córdoba en 1995. Este tema, de la autoría de Rubén ‘Bombo mocho’ López, hace parte del disco de larga duración llamado ‘Antología de Porros y Fandangos, Volumen 7’.

Lee también: El vallenato se escuchará en el concierto virtual ‘Colombia crea talento’

La existencia de este porro está ligada a la petición que le hizo la antioqueña María de las Mercedes Calle Cardona, a algunos miembros de la Banda 19 de Marzo, para que le compusieran una canción. Ella los abordó en el marco del Festival Nacional del Porro, en San Pelayo, a principios de la década del noventa del siglo pasado. Algunos músicos de la banda recuerdan ese momento, también la respuesta que le dio el maestro Miguel Emiro Naranjo: “Bueno, usted se lo va a ganar”.

A María de las Mercedes la unía unas relaciones sentimentales con el médico Oscar López, antioqueño conocedor de la música popular interpretada por las bandas de viento del Caribe colombiano, tanto que en cuatro oportunidades fue designado como jurado en el festival organizado en San Pelayo. Eran esas relaciones amorosas y el gusto por esta música los conectores de María con dicho festival.

De ella dice su compañero sentimental que era una mujer compuesta por cantidades de virtudes.  También menciona que conocía de sus defectos, pero ya los ha olvidado. Otra persona que la recuerda es Miguel Emiro Naranjo. La detalla diciendo que era callada, observadora. También menciona que era una morena, de baja estatura, y que su forma de corte de cabello era como el que tiene María Varilla en la foto que aparece en el libro de Fals Borda.

No dejes de leer: La infancia que vivimos

Un año después de que algunos miembros de la banda le hicieran la promesa de componerle la canción y cuando quizá, esta docente y economista, no la recordaba, fue sorprendida por la noticia que le dio Oscar, la existencia de un porro palitiao que llevaba su nombre.  Este supo de la existencia del tema musical a través de Miguel Emiro, quien, además, se la interpretó con su trompeta. También le dijo que el compositor era Rubén ‘Bombo mocho’ López.

Rubén, interesado en cumplir la palabra empeñada, compuso lo que el maestro Miguel Emiro Naranjo, denomina la maqueta de la canción. La musa le llegó viajando por un camino entre Ciénaga de Oro y Rabo Largo. El encargado de los arreglos del porro fue Naranjo, quien admite que en este proceso intervinieron otros músicos de la banda, en lo que denomina un trabajo colectivo. Por ser un porro pelayero, este intervino con la trompeta en la improvisación, mientras que Rafael Eduardo, lo hizo con el bombardino.

Después de que la canción fuera grabada sucedió un detalle muy bonito. Dice con voz emocionada Oscar López: “Estábamos en una tertulia en San Pelayo cuando comenzaron a hablar de este porro. Entonces Rubén López se levantó y dijo: ‘Apuesto que no saben quién es María de las Mercedes’. Todo el mundo guardó silencio. Entonces él se levantó de la silla donde estaba acomodado y se dirigió hasta donde estaba y la hizo poner de pie y señalándola dijo que ella era. La sala se llenó de aplausos, las mujeres la abrazaron y María lloró emocionada”.

Te puede interesar: Programas de Discovery Channel se podrán ver por Señal Colombia

Hace siete años María de las Mercedes ya no nos acompaña en la tierra. Ella pidió que fuera sepultada de manera sencilla, tanto que se murió a las dos de la mañana y la sepultaron a las once de la mañana del mismo día. Todo fue tan simple y austero que ni siquiera sonó el porro compuesto en su honor.

Por Álvaro de Jesús Rojano Osorio.