13 octubre, 2021

Gustavo Petro propuso comprar tierras de Álvaro Uribe para volverlas productivas

En medio de una sesión de la Comisión Primera del Senado, Gustavo Petro debatió con distintos congresistas sobre lo que creen que se debe hacer en materia de agricultura en el país.

Gustavo Petro y Álvaro Uribe.

En medio de una sesión de la Comisión Primera del Senado, Gustavo Petro debatió con distintos congresistas sobre lo que creen que se debe hacer en materia de agricultura en el país. Petro aprovechó el momento para lanzar varios dardos contra el expresidente Álvaro Uribe.

Según Petro el problema del agro en el país es que gran parte de la tierra productiva está en manos de pequeños grupos de personas que no le dan un uso productivo a estos terrenos, impidiendo que los campesinos lo hagan. Según el senador, Uribe hace parte de este grupo de personas que, según él, ven en la tierra un instrumento de poder y no uno productivo.

“Álvaro Uribe es un gran terrateniente, poseedor de tierras, en general de ganadería extensiva, es decir, no es productivo. Representa una capa de poseedores de la tierra, que son como 2.000 o 3.000 personas, que en realidad tienen casi el 70 % de la tierra fértil del país. Ahí no se cultiva una mata de yuca. Han cimentado la idea de que la tierra es sinónimo de poder y no que la tierra es un instrumento productivo”, inició Petro.

Después de esto, Petro hizo una propuesta que generó polémica en el país. Para el senador, Colombia debería comprarles sus tierras a los grandes terratenientes y darle un uso productivo y en su argumento apuntó a Uribe. Según el candidato, comprar los terrenos de Uribe para “que allí se pueda producir comida” sería una buena idea.

“Para que este mundo productivo de la tierra sea posible, los poseedores que ven la tierra como poder y no como instrumento productivo, tienen que retroceder, deben liberar la tierra. Yo propongo comprársela, no para que quede en propiedad del Estado, sino para que quede en propiedad de quienes ven la tierra como un instrumento de producción. Es decir, comprarle las haciendas a Álvaro Uribe para que allí se pueda producir comida. Él la piensa (la tierra) como un instrumento de poder”, concluyó el senador.