11 julio, 2019

El 80 % de municipios del Cesar sin control operativo de tránsito

Las cifras indican que el Cesar urge de políticas de seguridad vial. Basta con analizar que en el departamento hay 23 muertos por cada 100.000 habitantes a causa de los accidentes viales, mientras que el promedio nacional es de 16.

En materia de movilidad y tránsito, los resultados en el Cesar no son positivos. Con un instituto recién creado, en el departamento hay vacíos en materia de tránsito y movilidad en casi el 80 % de los municipios, esto significa que en 17 de ellos no hay ningún tipo de planeación ni gestión operativa sobre movilidad.

Con el fin de cubrir ese vacío se creó el Instituto Departamental de Tránsito, IDT. “El Instituto Departamental de Tránsito nace del Plan de Desarrollo departamental donde se presentan unas metas relacionadas con la seguridad vial”, explicó su director, Carlos Vega.

NÚMEROS FATALES

Las cifras indican que el Cesar urge de políticas de seguridad vial. Basta con analizar que en el departamento hay 23 muertos por cada 100.000 habitantes a causa de los accidentes viales, mientras que el promedio nacional es de 16.

Una de las razones de la alta cifra es que solo ocho municipios del departamento tienen organismos de tránsito (Valledupar, Aguachica, Codazzi, Bosconia, Curumaní, El Paso y La Paz), el resto no cuentan con la autoridad. “Necesitarían unos recursos que no tienen para mantener esa nómina, para firmar convenios, entonces, mientras esos municipios se organizan, el Instituto Departamental operará en ellos bajo convenio”, explicó Carlos Vega.

Te puede interesar: Microsueño habría ocasionado tragedia familiar en accidente

La siniestralidad vial es uno de los principales problemas de salud pública del país: es la octava causa de muerte general en Colombia. Se están generando, en incidentes viales, cerca de 19 muertes al día y aterrizando en el Cesar, por ejemplo, en el 2018 fallecieron más personas por accidentes viales (285) que por homicidios (262).

“Este es un problema de salud pública multicausal y se debe abordar sumando esfuerzos desde los diversos sectores. Lo primero es reconocerlo y hacerlo visible: es la octava causa de muerte general en el país”, manifestó el ministro de Salud, Juan Pablo Uribe.

En el caso del departamento hay una disyuntiva en las cifras. Mientras el problema aumentó el año pasado respecto al 2017, en el 2019 se ha reducido. De las 229 víctimas fatales en las vías del año 2017 se incrementaron 56 casos el año pasado, con 285 muertes en las vías del departamento.

Según el director de la Agencia Nacional de Seguridad Vial, Luis Lota, basados en el Observatorio Nacional de Seguridad Vial, “ocho de cada diez personas que se han visto involucradas en un siniestro vial tienen en su historial una sanción por exceso de velocidad”.

La nota relevante es que hasta junio los muertos en las vías se han reducido respecto al año anterior. Mientras que en los primeros seis meses del año pasado en las vías del departamento se habían registrado 117 muertes por accidentes de tránsito, en el mismo tiempo del 2019 la cifra se redujo hasta 93. Sin embargo, sigue siendo alta.

“El siniestro vial casi siempre tiene una causa y está asociada a una falla humana, incumplir las normas de tránsito; y muchas veces las fallas técnicas también tienen que ver con una falla humana por no hacer una revisión correcta o a tiempo”; explicó el comandante de Tránsito del Cesar, mayor Sergio Saavedra.

Te puede interesar: Un deportista, sexta víctima fatal en accidente de Bosconia

Luego de cada accidente la policía establece unas hipótesis de las causas. La principal hipótesis de accidentes en el Cesar es la invasión de carril contrario, seguido de salirse de la calzada y no mantener la distancia adecuada.

PUNTOS CRÍTICOS

Las cifras de accidentalidad permiten determinar puntos donde se repiten las tragedias viales. Estos son calificados como puntos críticos. Por la cantidad de eventos, en el Cesar la policía determinó nueve tramos.

La vía con más tragedias viales en el Cesar es la que conduce de Pueblo Nuevo a Valledupar. En esa vía, entre los kilómetros 48, 64, 75 79, 104, hasta junio se han registrado 14 siniestros viales en los cuales han muerto 11 personas. Le sigue la vía que va del corregimiento de La Mata hasta San Roque, corregimiento de Curumaní. En el sur del Cesar, en parte por sus curvas, la vía de Agua Clara hasta Ocaña es la tercera con más siniestros viales en el departamento, exactamente en el kilómetro 7, 86, 100 y 138 de la vía.

“En el 80 o 90 % del accidente la hipótesis son aspectos comportamentales, pero si tienes constantemente en el mismo punto piensas: ‘hay algo más’. Entonces eso amerita una auditoría de seguridad vial, se determina lo que está pasando y se empieza a determinar cómo desde la infraestructura se podría disminuir eso: puede ser iluminación, pendientes, diseños geométricos de la curva, control de velocidad”, explicó el director del Instituto de Tránsito Departamental.

Los otros puntos críticos están entre San Alberto y La Mata, San Roque – Bosconia, de Valledupar a San Juan. En esos puntos se presentaron casi la mitad de los 180 eventos en las vías en los primeros seis meses de año. En el 2018 para esa misma época, iban 306 casos.

EL ESTADO DE LA CARRETERA

Dentro de las fallas de infraestructura como causa de un accidente, la principal es un daño en la carretera. Según el Instituto Nacional de Vías, el 30 % de la red vial pavimentada del Cesar está en mal estado, algo así como 93 kilómetros.

“La política nacional a 2030 es disminuir el 26 % de los muertos de tránsito. Eso se logra, obviamente con una institución fortalecida y con presencia en el territorio, pero si tienes 70 %, 80 %, del departamento sin control operativo, sin políticas de movilidad, sin presencia policiva, sin ofrecerle servicio para que saque una licencia, es demasiado difícil, por eso nace el Instituto”, aseguró Carlos Vega.

Los lunes y el mes de enero son las fechas que registran maypr cantidad de accidentes en las carreteras. Foto cortesía

LAS MOTOS

En casi todas las cifras de accidentalidad, el primer lugar lo ocupan las motos. Solo en el Cesar los móviles de dos llantas protagonizaron el 61 % de los siniestros viales en el 2018. Solo en la moto se accidentan más personas que en vehículos, bicicletas y peatones unidos.

Lea también: Cuatro muertos y tres heridos en accidente vehicular de una familia

Según cifras oficiales, el 40 % de las víctimas mortales se producen después de la ocurrencia del accidente, esto es, en parte, por la mala o tardía atención y respuesta de las autoridades. Por eso, uno de los retos a subsanar es fortalecer la efectividad en equipos y personal las entidades encargadas de atención.

Las cifras de siniestros departamentales y la debilidad institucional en casi el 80 % de los municipios del Cesar, obligaban la creación de un Instituto Departamental de Tránsito que con datos en mano, estimule las políticas públicas de seguridad vial.

Por: Deivis Caro / El Pilón