19 noviembre, 2021

Do you speak english?: el Cesar se rajó en el inglés

A nivel internacional, Colombia ocupó el puesto número 81 en el ranking que mide el dominio del inglés en más de 100 países del mundo. La lista realizada por EF calificó a los diferentes Estados según sus competencias en los niveles ‘muy alto’, ‘alto’, ‘moderado’, ‘bajo’ y ‘muy bajo’.

Los hombres del país y los adultos tienen mayor dominio del inglés que las mujeres y los jóvenes respectivamente. 

Foto de Joaquín Ramírez.

El departamento del Cesar tiene graves falencias en la escritura y la compresión auditiva del idioma inglés. Así lo dio a conocer la firma Education First en el ranking que mide el Índice del Dominio del Inglés, EPI, en donde el departamento obtuvo un puntaje de 449 sobre 800, ubicándose en el nivel ‘muy bajo’ y ocupando el puesto número 11 a nivel nacional. 

La lista la encabezó el Atlántico con 503 puntos y un nivel ‘moderado’ en el dominio del inglés; en el segundo puesto Quindío (489 puntos), le siguió Antioquia (484 puntos), Bolívar (471 puntos), Risaralda (469 puntos), Cundinamarca (468 puntos), Santander (465 puntos), Cauca (451 puntos) y Sucre (450 puntos), quienes obtuvieron un nivel “bajo” en la lengua extranjera.

Imagen de cortesía.

Este índice que mide cada año las dificultades más comunes y destaca las estrategias más eficaces para mejorar el dominio del inglés, puntualizó que el departamento necesita mejorar la competencia en el idioma extranjero debido a que un alto porcentaje de adultos cesarenses carecen de bases gramaticales en dicho idioma. 

De acuerdo con María Botero, licenciada en Lenguas Modernas con Énfasis en Inglés y Francés de la Pontificia Universidad Javeriana, las deficiencias que hay en el departamento se deben a que la mayoría de las personas que se gradúan de los colegios salen con pocos conocimientos o sin profundidad en el dominio del inglés. 

“La mayoría de las veces los cursos online o presenciales no parten de la raíz gramatical del inglés para enseñarlo. Utilizan contenidos comerciales y les enseñan a las personas la manera en la que se escribe o se pronuncia una oración, pero no la razón por lo cual se debe hacer de ese modo. Eso hace que los interesados no adquieran el inglés en sus vidas de forma plena porque está sujeto a una estructura rígida que en realidad es maleable”, manifestó la licenciada. 

Botero explicó que las mediciones y los exámenes de inglés evalúan la capacidad de análisis que tienen los hablantes frente a una situación o un texto específico, pero dichos análisis no pueden realizarse de manera efectiva si la persona solo conoce “una fórmula de inglés que únicamente le dice qué viene después del verbo, pero no la función de la estructura semántica de esa oración y sus diversos usos en diferentes escenarios gramaticales y auditivos”.

Agregó que ha ido creciendo el número de personas que prefieren estudiar Licenciatura en Inglés para poder conocer y aprender de manera fehaciente el idioma. Lo anterior se debe a que en algunas universidades y colegios en donde se imparte como materia reglamentaria, la enseñanza y los contenidos no son los adecuados, y eso se refleja en las mediciones nacionales e internacionales con calificaciones bajas. 

¿CÓMO LE FUE AL RESTO DEL PAÍS? 

De acuerdo con el ranking, Bucaramanga, con 506 puntos y con un nivel ‘moderado’ en sus competencias, fue la ciudad del país con mejor dominio de inglés. El segundo lugar lo ocupó Barranquilla, con 506 puntos y un nivel ‘moderado’, y el tercer puesto Medellín (489 puntos) con una calificación de ‘bajo’.

Según Giorgio Lemmolo, director de Gestión Académica de EF para Europa, Sudáfrica y Costa Rica, “una persona con un nivel muy bajo se puede presentar y decir información sencilla. En el nivel bajo estamos hablando casi de un intermedio entre el A2 y el B1 dentro del Marco Común Europeo, entonces se puede leer, por ejemplo, artículos de un periódico no complicados y se puede comunicar con más vocabulario”.

En ese sentido, comentó que los resultados del país demuestran que hubo un leve incremento en el dominio del inglés, lo cual debe animar al Gobierno nacional y al sector privado a que sigan invirtiendo en la preparación de dicho idioma. Manifestó que es necesario su aprendizaje porque el inglés está “relacionado con la innovación, el empleo, la economía, la sociedad y el futuro”. 

Sin embargo, Colombia con 465 puntos y un nivel ‘bajo’ ocupó el puesto número 17 de entre los 30 países de Latinoamérica que fueron medidos. Por encima del país estuvo Nicaragua (470 puntos) y Venezuela (475 puntos). 

Dicha posición también la obtuvo el año pasado, y en el presente año superó a países como México y Ecuador. El primer puesto lo ocupó Argentina con 556 puntos y un nivel ‘alto’, el segundo lugar lo obtuvo Bolivia (524 puntos) y el tercer puesto Cuba (521 puntos), los cuales obtuvieron un nivel ‘moderado’. 

Imagen de cortesía.

A nivel internacional, Colombia ocupó el puesto 81 de entre los 112 países que estuvieron en el ranking. Una noticia resaltante debido a que subió 17 puestos en la tabla internacional del dominio del inglés en comparación del año anterior.

BRECHA DE GÉNERO y GENERACIONAL EN EL INGLÉS

Según el informe, desde el 2014, el nivel de inglés de las mujeres en Latinoamérica ha estado disminuyendo progresivamente, mientras que el de los hombres ha mejorado. De los ochos países en donde el hombre tiene mayor dominio en este idioma cinco son latinos, y entre estos está Colombia.

Los hombres del país superan por 20 puntos el dominio del inglés que tienen las mujeres. Otra brecha presente en esta área es la generacional, desde el 2015 los mayores avances en el desarrollo lingüístico y conversacional en esta lengua  lo han tenido los adultos de 30 años. 

“La brecha generacional se le atribuye a los sistemas escolares y porque los adultos gozan de incentivos económicos para su aprendizaje, lo utilizan más por el ambiente laboral y tienen más acceso a medios de comunicación en inglés, lo cual contribuye a que tengan un mayor dominio que los jóvenes”, puntualizó el informe. 

Por Namieh Baute Barrios / EL PILÓN