16 noviembre, 2020

Cambios repentinos de lugares y horarios se registraron en las pruebas Saber 11

Un total de 14.400 estudiantes del Cesar con calendario A fueron citados este fin de semana a las pruebas saber 11, de los cuales 6.450 se concentraron en Valledupar.

Con pocos estudiantes en las aulas, como medida de prevención de la covid-19, se desarrollaron las pruebas Saber 11 en el Cesar. Cortesía/EL PILÓN

Angustiados y con rabia estaban algunos estudiantes de la ciudad de Valledupar y del corregimiento de La Mesa al percibir que los lugares y horarios donde fueron citados por el Instituto Colombiano para el Fomento de la Educación Superior, Icfes, para desarrollar sus pruebas Saber 11 no eran los correctos, generándoles traumatismos.

Así lo denunció el padre de familia, Jorge Luis Hinojosa Meza, al expresar: “A mi hija, que estudia en el colegio Instpecam le mandaron inicialmente el formulario para hacer las pruebas en la Universidad Popular del Cesar, a los ocho días una amiga le advirtió que verificará de nuevo en la plataforma porque estaban cambiando de sitio; efectivamente se lo modificaron al colegio Leonidas Acuña el domingo a las 12:00 m. Ayer cuando se presenta al lugar luego de hacer una larga fila le dicen que no aparece allí, sino que estaba en el colegio Alfonso López para el sábado por la mañana”.

La joven desesperada se traslada al colegio Alfonso López donde encontró una situación similar: a todos los estudiantes del grado 11 del corregimiento de La Mesa quejándose porque en la web aparecía que su prueba era el domingo a las 12:00 m., pero en esta institución les dijeron que les tocaba era el sábado.

 “El lío ahora es que devolvieron los documentos para Bogotá porque al parecer si los estudiantes no se presentan el día establecido para evitar fraudes los devuelven. Ahora no sabemos qué hacer con este requisito que exigen las universidades”, recalcó con preocupación el padre de familia.


Un grupo de jóvenes del grado 11 del corregimiento de La Mesa estaba inconforme por los cambios de horarios de la prueba. Cortesía/EL PILÓN

Al respecto, el secretario de Educación municipal, Iván Bolaño, expresó: “El proceso se dio con algunos detalles de las citaciones que hizo el Icfes en algunos estudiantes puesto que se las cambiaron a última hora. Hubo como desorientación del mismo Icfes que le mandó la semana pasada una citación y luego se las cambió esta semana, por lo que tocaba reubicarlos en otras dependencias”.

BALANCE DE LA JORNADA

Cabe recordar que el sábado 14 y el domingo 15 fueron citados los estudiantes del calendario A (cuyo calendario académico va de febrero a diciembre). En la capital del Cesar se realizaron en cuatro instituciones educativas: Upar, José Eugenio, Leonidas Acuña y Alfonso López, así como en la Universidad Popular del Cesar, UPC.

El sondeo en términos de asistencia fue bastante representativo; de 200 fallaron como 13 o 10. Las aulas estaban asignadas por nueve o 10 estudiantes y los protocolos de bioseguridad se adelantaron de manera normal. En algunas condiciones en la zona externa de los colegios cuando eran muchos jóvenes tocó acompañamiento de la Policía; no se comprende porque se aglomeraron si había horarios diferenciales (6:30 a.m., 6:45 a.m., 6:50 a.m., para iniciar a las 8:00 a.m.; y por la tarde a las 12:30 p.m., 12:45 p.m., y 12:50 p.m., para iniciar a la 1:00 p.m.)”, explicó Bolaño.

PANORAMA DEL CESAR


Los estudiantes respondieron preguntas de las áreas de matemáticas, lectura crítica, competencias sociales y ciudadanas, ciencias naturales e inglés. Joaquín Ramírez/EL PILÓN

Por su parte, la secretaria de educación del Cesar, Pamela García, aseguró que las pruebas se desarrollaron con normalidad, cumpliendo todos los protocolos de bisoeguridad. “Algunos estudiantes no se presentaron; esta semana los rectores reportarán de cada institución los estudiantes que no acudieron a la cita. Fue una jornada provechosa; no hubo quejas de aglomeraciones. Estuvimos muy articulados con reuniones previas con el Icfes y las Secretarías de Educación municipales y de Salud departamental”, señaló.

Entre las dificultades encontradas estuvieron estudiantes con discapacidad, puesto que para el tema de la presentación de la prueba mandan personas a apoyar a los estudiantes para la presentación de la prueba. García precisó: “En algunos casos fueron citados los estudiantes con capacidad educativa especiales, pero no les notificaron que tendrían el acompañamiento, por lo que no se presentaron; en otros sí se presentaron. Fueron algunos casos aislados con este tema”.

La funcionaria también señaló un caso en el municipio de La Jagua donde 25 estudiantes adultos no se presentaron y que pese a que tenían focalizado 16 municipios, hubo inconvenientes con los municipios de Astrea, El Paso y Chimichagua que se presentarán el próximo fin de semana. “De parte del Icfes mandaron notificación que por el tema de verificación de protocolos de bioseguridad se quedaban suspendidas”, expresó.

ACCIONES

La secretaria de Educación departamental subrayó que en medio de la pandemia se adoptaron medidas para mejorar la calidad y preparar a los estudiantes del grado 11 para esta prueba con dotaciones de textos de las áreas básicas para que repasaran sus conocimientos, se les aplicaron pruebas diagnósticas para determinar sus falencias y fortalezas. Además, se hizo un convenio con el Ministerio de Educación para que se diera gratuidad  total para estas pruebas. Fueron 230 millones de pesos que aportó el Gobierno nacional, de los cuales el 50 % de este valor correspondía para la jornada diurna y el otro 50 % lo otorgaba el Ministerio; en la jornada nocturna si se cubría el 100 %.

El municipio de Valledupar dio a conocer que apoyaron con el 100 % de las inscripciones, aforadas en $47.600; “Fueron 108 millones de pesos que se invirtieron en total, del cual el 55 % los colocó el gobierno local y el 45 % el Ministerio de Educación”, puntualizó el secretario de Educación, Iván Bolaño.

ANNELISE BARRIGA RAMÍREZ / EL PILÓN Annelise.barriga@elpilon.com.co