Juventud del Futuro, la emisora de la resocialización y cambio

Eduar Daza y Álvaro Acosta son jóvenes de 22 y 19 años que cumplen su tiempo de reclusión en este centro y se encargan de la emisora.

Eduar Daza, de 22 años, cumple desde el 2016 una sanción penal en el Centro de Formación Juvenil del Cesar. En este tiempo, ha tenido la oportunidad de darle forma a sus sueños. Por su buen comportamiento pudo estudiar en un instituto técnico y ahora cursa segundo semestre de comunicación social y periodismo en una universidad a distancia.

“En vista de que este es un sueño para mí, me programé para un futuro y como con mi comportamiento podía salir, la institución me brindó apoyo y he servido de ejemplo para mis otros compañeros. Al principio creí que por estar aquí iba a ser rechazado, pero no fue así, desde el primero momento comenté mi situación y todos me apoyaron y al ver eso me motivé y terminé esos estudios”, expresó Daza, quien después de esto propuso ante las autoridades administrativas del centro, la creación de una emisora que a día de hoy ya ha tomado forma y lleva por nombre ‘Juventud del Futuro’.

Aunque se trata de un espacio reducido que han armado poco a poco con algunos elementos provistos por la administración y que solo se transmite vía web, desde allí han realizado distintos programas con los que se entretienen durante el día, le brindan participación a varios internos del lugar, se ponen en contacto con sus familias y se dan a conocer a la comunidad.

“Me parece que ha sido de mucho aporte porque es una forma de demostrar que si podemos, que estamos cambiando y queremos reformarnos y reintegrarnos a la sociedad y para nosotros es de mucho crecimiento”, expresó Álvaro Acosta, de 19 años, quien también participa en las actividades de la emisora, desde donde destaca particularmente su gusto por la narración, dada la pasión que siente por el fútbol y que aspira también a estudiar Contaduría.

Junto con este espacio, los jóvenes que se encuentran en este lugar, cuentan con apoyo en otras áreas de formación a través de encuentros pedagógicos, entrenamientos deportivos de fútbol, taekwondo y voleibol, talleres de panadería, ebanistería y confecciones, además de charlas, dinámicas, cátedras de motivación, normas y crecimiento emocional, así como formación técnica o tecnológica para algunos de acuerdo a las habilidades que tengan por parte de un profesional y otros representan al departamento en disciplinas deportivas en distintas competencias a nivel nacional, según explicó Ibeth Torres Yepes, coordinadora general del centro.

Ahora, con relación a la emisora, proyectan una ampliación de la misma que les permita tener un lugar en mejores condiciones para que sean más los jóvenes que se integren en esta actividad y que convoque a otras personas de afuera que puedan enriquecer el proyecto, a la vez que crean una parrilla de programación más nutrida con la que aspiran conseguir una frecuencia radial que logre llegar a más personas.

Daniela Rincones Julio / EL PILÓN
daniela.rincones@elpilon.com.co