El catarro de Carreño

Julio_C._Onate_M.
Por: Julio C. Oñate M.


Tres meses antes del descubrimiento de América, cuando Cristóbal Colón se embarcó en ‘La Niña’, su carabela preferida, en el puerto Palos de Moguer había una peste catarral producida por un microbio (los virus aún no se socializaban), que en la península ibérica dejaron los moros cuando la invadieron. Este microbio sazonado por siglos en las mezquitas orientales a punta de caspa, grajo y pecueca hizo estragos en palos de Moguer y ni Colón se escapó de sus efectos. El viaje no fue nada grato para él y después de haber sufrido tosferina, bronquitis y pulmonía quedó con un severo muermo entre pecho y espalda que ni un par de zambullidas en las aguas del Atlántico pudieron removerlo.

Felizmente noventa días después, ¡tierra a la vista, tierra a la vista! grito el vigía de la nave y Colón al desembarcar soltó un tremendo escupitajo de esos de dos ñemas, según Zuleta, cayéndole encima a un abejón que revoloteaba dándole la bienvenida al forastero. Allí en la isla La Española los aborígenes ya utilizaban un champurriao de totumo con ipecacuana para sus males respiratorios, que a Colón le sirvió para mejorarse; pero el abejón con su carga microbiana era de largo vuelo y llegó hasta Punta Cana donde hoy funciona un spa de prestigio mundial. Allí lo cogió la hora de la metamorfosis y cumplido su ciclo ya en forma de crisálida se metió en un coco seco que un vendaval enterró para siempre. Estos abejones dominicanos tienen un periodo de hibernación larguísimo y después de más de quinientos años el calentamiento global lo sacó de su letargo y alegremente salió a conocer los colombianos que acababan de llegar, los doctores Carlos Quintero ‘El Agraciado’, y José Carreño con sus sendas esposas.

El cordial insecto aún mantenía alguna esquirla del microbio que gentilmente la sacudió al paso de la comitiva con tan mala suerte que le cayó a Carreño y a Quintero; pero como el doctor Carlos llegó en tres quince y así se vino, el alcohol, que protege, conserva, y desinfecta, evitó su contaminación, en tanto que al pobre José si lo cogió centro a centro. Al regreso de República Dominicana este llegó sin habla y con serios problemas respiratorios y su hermano el otorrino Luis Ángel Rodríguez vio la cosa medio griega y convocó a una junta médica a los doctores Danilo Ortiz, Julio César Vargas y Leonardo Maya Amaya, sus colegas, quienes cada uno con su foquito galillero coincidieron que en la garganta tiene Carreño arremachada una costra con apariencia de cemento duco reforzado que ni con un cincel pescuecero han podido remover. Zuleta les recomendó entonces unas gárgaras de ácido muriático puro que con eso “El indio Manuel María” curó al viejo ‘Mile’ de un problema parecido, pero desafortunadamente ya este ácido esta descontinuado.

Por lo pronto los galenos están a la espera de un soplete laringológico que alquilan en Checoeslovaquia, donde los catarros invernales nada le envidian al de un esquimal.

En todo caso Carreño ya hizo su forzoso curso de fonomimico y parece que terminará en cantante ya que cuando logra vocalizar algo, la voz le sale en estéreo, las notas graves por el cachete izquierdo y las agudas por el derecho. Creo que si no aparece el bendito soplete, terminará grabando un CD con el futuro rey de reyes.

Por Julio Oñate Martínez

 

Comments

  1. sr julio q imaginacion la suya q relato bien prosaico y autentico caribe esos son lo s columnas qnos trasporta y nos hace sentir orgulloso de nuestro talento costeño . con respeto pero ni garcia marquez lo habia podido imaginar ni hiperbolizar

Deja un comentario

Judicial

Según el oficial, el conductor del segundo carro, no respetó la prelación por parte del primer automotor. Los choferes están siendo investigados para establecer responsabilidades.

La progenitora de la menor lo descubrió el 26 de septiembre del año 2016, pero según la Fiscalía, él venía cometiendo esos vejámenes hacía dos años.

Varios de los endilgados y de las víctimas de la estafa millonaria asistieron a la vista pública junto a sus abogados de la defensa técnica, que fue liderada por el Juzgado Tercero Penal del Circuito con funciones de conocimiento y la Fiscalía Décima.

Ver más
Lo más comentado
General

El exceso de alcohol tiene incidencia en el deterioro de la piel por la deshidratación que causa y la disminución de oxígeno que trasporta la sangre.

El público femenino de Valledupar aumenta cada día su aceptación hacía los tatuajes, muestras de artes que son plasmadas en la piel.

La decisión se socializó en el Consejo Departamental de Gestión del Riesgo, liderado por el gobernador Francisco Ovalle Angarita y con presencia de los alcaldes locales.

Ver más
Deportes

Al salir airoso en los tres combates, el cesarense conquistó lo más alto del podio en los 71 kilogramos de la categoría Sub 21. En la definición, Barboza despachó a un contendor local para subir a lo más alto en el evento disputado en Ciudad de Panamá.

En la actual temporada, Gisela Arrieta ha anotado 23 de los 38 goles marcados por Elpides Kardista, equipo de la Liga Femenina del fútbol griego.

Ver más